Apuntes sobre un Diálogo de Paz. FARC-EP/ Gobierno Colombia (I)

Compartir

No hay caminos para la Paz. La Paz es el camino.   M. Gandhi

Deciden las FARC-EP cese al fuego unilateral por navidades.

Después de contactos técnicos el día 15 de noviembre entre las delegaciones de las FARC-EP y el gobierno de Colombia presentes en La Habana, comenzó el Diálogo de Paz entre ambas partes. Previamente la mesa de Diálogo fue montada en Oslo, Noruega el 19  de octubre.

Para entender y delimitar la actual confrontación armada hay que tener presentes las veintitrésguerras civiles que ha tenido Colombia desde el proceso de la conquista ycolonización española, y a la vez reconocer que el conflicto actual es el de mayoresconnotaciones, confrontación que se inició en l964 con el nacimiento de la guerrillade las FARC, luego de la muerte del líder político Jorge Eliécer Gaitán y de la firmadel Frente Nacional que dividió por 16 años el poder político y administrativo entreliberales y conservadores.

No hay que desconocer que incluso la cruenta guerra de independencia contra la colonización española,extendida durante varios siglos, forma parte de la raíz de la violencia que aún caracteriza ala sociedad colombiana.

Las condiciones y razones del surgimiento de la insurgencia quedaron claramente perfiladas con la terrible represión y violencia oligárquica que utilizó –y aún utiliza- el crimen político y la agresión latifundista y terrateniente para liquidar la oposición política y los reclamos sobre la tierra del campesinado. El problema de la tierra es causa principal de la confrontación armada en Colombia. Por eso el Diálogo se iniciará debatiendo el tema de la tierra.

La Agenda de la Habana es breve pero profunda; sus propósitos no son formales, plantea objetivos de fondo. No hay agendas paralelas ni ocultas, al menos que se conozca, por parte de los negociadores.

Sin embargo, una espada pende sobre la Paz como único camino para la sociedad colombiana de resolver sus diferendos y pensar en el futuro. Esa espada es negociar bajo el fuego de las armas. Quizás por ello, la delegación de las FARC-EP, al llegar al Palacio de las Convenciones de La Habana, lugar donde se desarrolla el Diálogo, hizo una breve pero contundente declaración –que no por imprevista es de la máxima importancia- con la cual estableció la esperanza  y el optimismo: unilateralmente las FARC-EP dieron indicaciones a sus unidades de que a partir del 20 de noviembre del 2011 y hasta el 20 de enero del 2013, establecieran un cese del fuego ofensivo y la realización de actos de sabotaje, como muestra de buena voluntad  y con el fin de crear condiciones para establecer un compromiso político de lograr la Paz y para que la contraparte establezca un “cese de la guerra económica y de hambre contra los sectores más pobres del pueblo colombiano y detener los proyectos de leyes que solo benefician a la oligarquía, como los recortes sociales”.

Esta importante iniciativa, pone por completo la pelota en el campo del gobierno colombiano, que en las últimas semanas ha realizado una serie de interesantes declaraciones en la persona de su presidente Santos. Las posibilidades de avanzar con efectividad hacia la Paz se van creando. ¿Asumirá el gobierno a su vez el cese del fuego ofensivo de sus unidades? ¿Estaremos en presencia de ese importantísimo primer y tan deseado paso para establecer el cese al fuego total por ambas partes? Toda Nuestra América estará al tanto con optimismo.

El convidado de piedra.

La llegada de las delegaciones del gobierno de Colombia y de las FARC-EP al recinto oficial del Diálogo fue de gran expectativa y emoción para la prensa y analistas políticos presentes. De manera profesional, comedida y hasta elegante, los representantes del gobierno arribaron en dos autos; con apenas unos minutos de diferencia, llegaron los representantes de las FARC-EP, también en dos vehículos; llamaron especialmente la atención las mujeres de la insurgencia que con gracia femenina portaban boinas guerrilleras, y un delegado que cargaba con una imagen a tamaño natural de Simón Trinidad, unos de los designados por las FARC-EP como parte de su delegación y que se encuentra prisionero en los Estados Unidos.

Hasta ahora, por propias declaraciones de las partes dialogantes, los garantes del Diálogo:Cuba y Noruega, han coadyuvado a desentrañar todos los posibles obstáculos y al buen desenvolvimiento de los encuentros. Otros muchos países de forma oficial han resuelto su apoyo a la búsqueda de la Paz en Colombia. Por trascendidos en Bogotá, se conoce que el propio gobierno de Juan Manuel Santos no se opone a que Trinidad integre la delegación de la guerrilla. Mientras el Diálogo se desarrolla, Simón Trinidad permanece en una cárcel norteamericana. ¿Seremos testigos de un gesto de Paz y buena voluntad de la administración del más poderoso país del mundo, auto declaradocomo base de la democracia y justicia mundial, los Estados Unidos de Norteamérica?

Hoy Simón Trinidad es el convidado de piedra al Diálogo de Paz.

 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: