Crónicas de Portoviejo, Manabí, Ecuador, del 7 al 9 de Octubre de 2012.

Tomamos el ómnibus en Cuenca a las 11 y 30 de la noche con destino a la Ciudad de Guayaquil, donde haríamos transbordo a las 4 de la mañana hacia Portoviejo.

Llegamos a las 7 de la mañana a Portoviejo, donde el cumpa Cristian nos fue a buscar a la terminal de pasajeros, luego de una noche agotadora pero con gran espíritu y entusiasmo, visitábamos nuevamente aquella ciudad con el fin de participar en la histórica inauguración al siguiente día del monumento al Che Guevara, al cumplirse 45 años de su caída en combate, donde el comité ocho de octubre y la Coordinadora de Solidaridad con Cuba en Portoviejo habían impulsado dicho proyecto al que se sumaron muchas voluntades para erigir aquel monumento que tanto significado tiene para los latinoamericanos.

Nos dirigimos a la casa de Stalin Chalanata, quien nos brindaría alojamiento. Llegamos y tuvimos la dicha de conocer a Jorge Chalanata, hermano de Stalin, quien es parte de esa gran familia de graduados en la Escuela Latinoamericana de Medicina, con quien tuvimos ese fraternal encuentro. Se sumo luego el cumpa Manuel, graduado también de la ELAM, y Adac con quien nos reencontrábamos luego de unos días….

Era emocionante la atmosfera combativa y militante de aquellos días. Todos los compañeros volcados a concretar con éxito las múltiples actividades que se desarrollarían, entre las que se encontraba recibir a los compañeros de la Embajada de Cuba en Ecuador y al compañero Harry Villegas conocido como Pombo quien fuera compañero en la lucha Guerrillera del Che, sobreviviente de la guerrilla en Bolivia, quien invitado por la secretaria de Los Pueblos de Ecuador llegó a dicho país y asistiría a conmemorar la caída en combate del Che.

En horas del medio día llegaron los compañeros que fueron recibidos en el Botánico de la ciudad donde se realizó un almuerzo. Allí se hizo un extenso intercambio con Pombo acerca de su experiencia y de lo que significó luchar junto al Che, y distintas inquietudes que se fueron aclarando en aquel emotivo relato por parte del camarada Pombo. Allí nos fuimos reencontrando con distintos compañeros como fue el caso del cumpa Freddy Barón, también graduado de Cuba que se sumaba a aquellas actividades de Solidaridad Con Cuba.

Partimos posteriormente hacia la sede de la casa de la cultura de Porto Viejo donde se encontraban reunidos los compañeros de la Asociación de Padres y Madres de Becarios en Cuba (APAMBECU). Quienes nos brindaron un espacio para hablar acerca del recorrido por Los Cinco Héroes, acerca de la noble tarea de la ELAM, de los retos de los médicos graduados de la ELAM, de la Solidaridad con Cuba, y diversos temas. Aquellos padres comprometidos con Cuba, con la formación académica de sus hijos nos recibieron con gran fraternidad.

De allí partimos hacia la casa de Stalin, colaboramos en la realización de remeras (pulóver en Cuba), ya que el cumpa Stalin se dedica a la serigrafía, se estamparon distintos motivos, acorde al aniversario de la caída del Che. Se hacía tarde y aquel día tenía un significado especial, se estaban llevando a cabo las elecciones en la República Bolivariana de Venezuela y todos estábamos pendientes de aquel histórico día donde se decidía la continuidad de aquel proceso revolucionario, que tanta inspiración causa a los pueblos que luchan por su liberación, sintonizando algún canal, entre mates y en ambiente de camaradería transcurría aquel día donde trabajamos mancomunados.

Se hacia la noche y por Telesur daban el boletín del los resultados electorales, donde al informar la victoria del Comandante Chávez, entre gritos de alegría y abrazos coronábamos aquel día inolvidable.

Al siguiente día 8 de Octubre, todo los compañeros en función de las actividades, en horas de la mañana nos dirigimos al centro de la ciudad a la Calle Ernesto Che Guevara y Avenida Universidad donde se instalaron algunas carpas, donde médicos Ecuatorianos graduados en Cuba, junto a los compañeros de otras nacionalidades haríamos una jornada médica como parte de las actividades conmemorando la Caída en Combate del Che, Brigada Médica Internacionalista “Dr. Ernesto Che Guevara”, que desde hace algunos años para esa fecha brinda asistencia médica.

En aquel sitio además de las carpas destinadas a la atención médica se montaron distintas obras de arte, diversas pinturas y posters referente al che y a líderes latinoamericanos, pancartas a favor de Los Cinco Héroes Cubanos, además de pasar música, siendo visitados por centenares de personas en una jornada político cultural.

Transcurría las 4 de la tarde, y los pedestales que sostendrían al monumento del che aun se encontraban vacios, como estaba planificado con anterioridad, a esa hora se trasladaría el monumento del Che, desde el taller del artista Ivo Uquillas autor de aquella magnífica obra. Llegamos al taller donde el compañero Ivo con orgullo en su mirada observaba aquella monumental obra ya terminada, era hora de trasladar el monumento en un camión grúa hacia el sitio donde se instalaría definitivamente. Se elevó aquella obra de arte con la grúa y en caravana nos dirigimos hacia el sitio de destino, entre bocinazos, cantos, aplausos y gran alegría se acercaba la hora de inaugurar el monumento.

Llegamos al sitio donde se instalaría y entre aplausos fue recibido por las decenas de personas que se encontraban allí, la gente paraba a observar aquella obra monumental, el cumpa Ivo se mantenía pendiente de cada paso dado para montar aquel monumento en los pedestales que ya estaban instalados, gran emoción invadía nuestros corazones, algunos cumpas con lagrimas en los ojos veían materializado el trabajo realizado durante meses para que ese día llegara y poder instalar aquel monumento a ese gran hombre símbolo del hombre nuevo.

Luego de un cuidadoso trabajo se logro montar aquella escultura, y entre aplausos e invocando el himno nacional de Cuba, ya estábamos dispuestos a continuar con aquella jornada político cultural. De apoco fue llegando más gente, ya que estaba previsto la inauguración del monumento a las 6 y media de la tarde. Aquel sitio se fue llenando de jóvenes, adultos, niños, con participación de distintos sectores políticos. Se montó un escenario en el que se brindaría además un espectáculo musical, pero cuya actividad central constituía la develación de aquel monumento.

Aproximadamente a las 8 de la noche comenzó el acto, lo invitaron a hablar al compañero Milco, quién dio unas emocionantes palabras acerca de aquel histórico día, de lo que el Che representa para los jóvenes, de la solidaridad con Cuba, del ejemplo de aquel pueblo, de su lucha, del reclamo por la Liberación de Los Cinco. Hablaron varios compañeros representantes de distintos sectores. Entre ellos el compañero Bienvenido en representación del Comité 8 de Octubre, quien hizo un llamado a la unidad, esa unidad que también planteara el Che, para continuar avanzando en ese proceso de transformación que se está desarrollando en el Ecuador. Seguidamente se prosiguió a develar aquel monumento, entre aplausos y gritos de victoria.

Comenzó luego el espectáculo musical, con participación de artistas locales. Y posteriormente llegó el compañero Pombo junto a los demás compañeros de la Embajada de Cuba en Ecuador, recibidos entre aplausos, y gran fraternidad, quienes brindaron unas palabras al público, coronándose aquella noche mística de solidaridad y lucha.

Al siguiente día, 9 de octubre, nos levantamos temprano, y llegó la hora de despedirnos, era hora de tomar el ómnibus que nos llevaría hacia Machala, donde nos esperaban las motos para continuar viaje hacia Huaquillas y Perú. Entre abrazos nos despedimos de los cumpas, con emoción y optimismo luego de esas inolvidables jornadas, reafirmando los lazos comunes que unen a los pueblos latinoamericanos, y donde el Che, la Solidaridad con Cuba y Los Cinco, son un ejemplo palpable. La ruta nos llamaba a continuar viaje….

SEMBRANDO CAMINOS CON LOS CINCO

 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: