Proveedor satelital saudita Arabsat desata campaña para acallar a Al-Mayadeen

al mayadeen

Ben Jeddou: “Si nos cierran una puerta, abriremos muchas otras… y no nos dejaremos caer bajo presiones”

Proveedor satelital saudita Arabsat desata campaña para acallar a Al-Mayadeen
El proveedor de satélite Arabsat, con sede en Riad, capital saudita, está presionando al Gobierno de El Líbano para que suspenda la transmisión de la cadena televisiva libanesa Al-Mayadeen.
Según medios libaneses, tales como el periódico Al Akhbar, las autoridades sauditas chanjean al Libano, efectuando una ofensiva contra Al Mayadeen, ya que comenzaron una campaña histérica contra la libertad de expresión y contra el canal panárabe que tiene excelente acogida en la opinión pública del mundo árabe.
Los diarios de As Safir y Al Akhbar
Los diarios de As Safir y Al Akhbar

 

Para el diario Al-Safir, el proveedor de satélite Arabsat, con el fin de detener las actividades de Al-Mayadeen, amenazó a las autoridades de Beirut con revocar el contrato bilateral y transferir sus transmisiones desde el territorio libanés a una región en Jordania.
De acuerdo al informe de Al-Safir, Arabsat envió varias misivas al Ministerio de Telecomunicaciones de El Líbano, exigiendo castigar a Al-Mayadeen por criticar a países árabes.
Un funcionario de Al-Mayadeen, citado ayer por Al-Safir, precisó que la cadena libanesa recibió una misiva de advertencia de Arabsat después de que un invitado iraní en un programa esclareciera diversas dimensiones de la tragedia de la estampida en Mina, registrada el pasado 24 de septiembre.

 

Ghassan Ben Jeddou
Ghassan Ben Jeddou

Para algunos expertos, la campaña de Arabsat contra Al-Mayadeen obedece al éxito alcanzado en su misión de aclarar la realidad tal y como es en torno a los acontecimientos regionales.
Por su parte, Al-Safir indicó que las presiones contra Al-Mayadeen forman parte de las medidas del gobierno de Riad para acallar las voces que revelan las agresiones de Al-Saúd contra la nación yemenita.
Otros análisis indican que bajo las presiones del lobby sionista, varias empresas satelitales occidentales y árabes han adoptado ese tipo de medidas contra la libertad de expresión.
Ben Jeddou, quien acaba de llegar a Beirut de un viaje de trabajo, aparece calmado y estudia varias alternativas, mientras que personalidades políticas y sociales lo aconsejan de efectuar un acto masivo de solidaridad con el canal contra el oscurantismo que pretende apoderarse de la conciencia y de la opinión publica en la región árabe.
Ben Jeddou, según Al Akhbar, aseguró que “nuestra opción es estratégica y no cometeremos ninguna reacción apresurada”, y quizás “organizaremos en los próximos días una conferencia de prensa para develar el trasfondo de la causa ya que se ha convertido en un material de los medios de prensa.
Dijo que no era la primera vez, pero que hemos preferido siempre trabajar silenciosamente y sin ruido innecesario… Actualmente nos acusan de haber ofendido a un país árabe, y eso lo rechazamos categóricamente, ya que la crítica fue por parte de un invitado del canal, cuya opinión no representa el canal y no somos responsables de lo que dicen nuestros invitados, recibimos invitados de los países del golfo, en cada programa de debate político, y ellos critican Hizbulah e Irán, pero eso no ha motivado molestia para nadie… no descartamos a nadie.”

Fuente:Al Mayadeen

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: