Donde quiera que esté un argentino

Ayudar a nuestra Patria en esta encrucijada es Ayudarnos a nosotros mismos.
Tu voto decide el destino del país y la región.
El 22 de noviembre votemos por los derechos que reconquistamos y aún tenemos que reconquistar.
Votemos por los hijos que recuperamos y los que aún quedan por recuperar.
Por los jubilados que dignificaron su existencia en esta década.
Por cada familia que pudo atender con decencia y decoro, a su padre o su madre ancianos 
en los momentos más difíciles de su vida, cuando necesitaron pañales, sillas de ruedas,
camas ortopédicas o alimentación especial y todo, absolutamente todo, lo recibió gratuitamente
del estado.
Votemos por cada trabajador que se dignificó al obtener una plaza de trabajo y pudo salir del espanto
de la desocupación.
Votemos por los funcionarios, los empleados, los profesionales que elevaron su nivel adquisitivo como nunca antes,
Por todos los que pudieron acceder a créditos para adquirir una vivienda, construirla o mejorarla.
Por la juventud que recuperó el sentido de pertenencia en la historia y tiene acceso a más universidades públicas y de calidad.
Votemos por no entregar jamás nuestros valiosos recursos naturales. Por seguir desarrollando la ciencia y la técnica.
Votemos por el lugar digno y soberano que hoy ocupa Argentina en el contexto de América Latina.
Por una Argentina que trabaje con todos y para el bien de todos como lo soñaron los padres fundadores de nuestra Patria Grande.
Votar por más integración regional, por Argentina, por la Unasur y por la CELAC.
Esa Argentina No es la de Macri ni la del PRO
Macri y el PRO excluyen al pueblo, dividen a la clase media, hacen retroceder e involucionar a nuestro país a los años oscuros de la derecha
más recalcitrante en el poder y pondrán en venta, al mejor postor, hasta el aire que respiramos.
Porque son los aliados de la oligarquía y el imperialismo tratarán de dividir la unidad histórica de América Latina lograda con la CELAC,
provocarán la mayor injerencia de EE.UU en la región para que volvamos a ser colonia yanqui.
No perdamos la memoria, porque los pueblos que pierden la memoria jamás podrán construir su futuro.
Junto a Adolfo Pérez Esquivel y Estela Carlotto, los organismos de derechos humanos, los trabajadores y el pueblo, los artistas y los intelectuales,
pido a mis compatriotas argentinos votar por la fórmula Scioli-Zannini con los compromisos que han tomado, sin dejar de cuestionar todo lo que haya
que cuestionar y sin dejar de luchar jamás por todo lo que falta por conquistar.
Graciela Ramírez
Corresponsal de Resumen Latinoamericano en Cuba

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: