Corte Suprema de Brasil pone en tela de juicio condenas del proceso Lava Jato

La Corte Suprema de Brasil señaló el jueves último que muchas condenas dictaminadas en la operación Lava Jato pueden estar en duda, debido a que se realizó una práctica procedimental que lacera el derecho a la defensa.

Por seis votos contra cuatro, la Corte concedió un hábeas corpus a un exgerente de Petrobras en el sentido de que, en un proceso en el que alguno de los acusados colabore con la Justicia en perjuicio de otro, este deberá presentar por último sus alegatos finales, lo que no se cumplió en muchos de los juicios de la Lava Jato.

La mayoría de los magistrados consideró que si un acusado decide colaborar con la justicia en contra de otro, pasa a ser una suerte de “auxiliar de la acusación” y debe presentar alegatos primero, lo que, según fiscales de la Lava Jato, puede incidir en los casos de 143 de los 162 empresarios y políticos condenados por esa operación.

Sin embargo, el presidente del tribunal, Alfredo Dias Toffoli, aun cuando respaldó el hábeas corpus para el caso “específico” del exgerente de Petrobras, Márcio de Almeida Ferreira, aclaró que la próxima semana presentará una propuesta para “delimitar el alcance” de esa decisión, que pudiera no ser extensiva a toda la Lava Jato.

El caso analizado en la sesión del jueves último –que pudiera tener repercusión directa sobre todos esos juicios o ser “delimitado” en función de lo que proponga Dias Toffoli– era un hábeas corpus finalmente concedido a Almeida Ferreira, condenado a diez años por su participación en la trama de corrupción en esa empresa estatal.

El exgerente presentó ese pedido después de que, en un juicio celebrado en agosto pasado, la Segunda Sala de la corte anuló una condena dictada contra el expresidente de la petrolera estatal Petrobras, Aldemir Bendine, en el marco de la operación Lava Jato.

En ese caso, la condena fue anulada porque Bendine debería haber sido el último en presentar sus alegatos finales en el juicio, ya que otros de los procesados habían aceptado cooperar con la justicia y presentaron pruebas que ayudaron a la sentencia en su contra, con lo que pasaron a ser una suerte de “auxiliares de la acusación”.

 

Tomado de Cubadebate / Con información de El Siglo de Torreón/ Foto de portada: Folhadacidade.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: