"EEUU no se debe meter en asuntos que son únicamente de Venezuela"

El presidente Nicolás Maduro concedió una entrevista a The
Washington Post

Tomado de Agenda Bolivariana

El presidente Nicolás Maduro concedió este viernes una entrevista exclusiva al periodista Anthony Faiola, del diario estadounidense The Washington Post.

En dicha entrevista, rechazó la injerencia ejercida por la Casa Blanca al pretender tutelar las decisiones de la AN venezolana. “El Gobierno de Estados Unidos no se debe meter en asuntos que son únicamente de Venezuela”, declaró.

Asimismo, repudió el informe del portal oficial de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid), que admite haber pagado más de 460 millones de dólares a sectores de la ultraderecha venezolana bajo la excusa de “asistencia humanitaria”.

El documento publicado detalla que, mediante un acuerdo firmado en el mes de octubre pasado, la Usaid comprometió alrededor de 128 millones de dólares, con el fin de apoyar en el “desarrollo de planes para recuperar la economía e implementar servicios sociales durante una transición a la democracia”.

¿Qué pueden pensar los congresistas de Estados Unidos, de que el Gobierno de su país haya entregado 467 millones de dólares a una persona en el mundo y no se sepa dónde está ese dinero? ¿Qué piensan la Contraloría y el Congreso de Estados Unidos?”, formuló Maduro.

“El Gobierno de Estados Unidos declaró que le entregó a Juan Guaidó 467 millones de dólares –dijo– y todos esos diputados (opositores) en junio y julio solicitaron que le rindieran cuenta de dónde había metido ese dinero”, agregó.

En esa línea, Nicolás Maduro afirmó que el único responsable de haber perdido la presidencia de la Asamblea Nacional (AN) fue el propio Guaidó, a causa de “sus propias torpezas en el liderazgo y por su corrupción”.

Diálogo con la oposición y con Trump

Estoy dispuesto a incrementar las acciones de diálogo con todos los sectores de la oposición para un acuerdo político de paz, para un acuerdo electoral y para solucionar los problemas que tiene la nación”, expresó el jefe del Estado.

El Gobierno defiende el diálogo para dirimir diferencias y llegar a acuerdos a favor del país, especificó, y ratificó que las partes involucradas se mantendrán activas en la Mesa de Diálogo Nacional, guiadas por el deseo de paz. No obstante, fustigó al sector opositor encabezado por Guaidó, por su “inmadurez e incoherencia política”, sector que carece de seriedad y estrategia de negociación.

Maduro manifestó estar de acuerdo con una negociación directa con el gobierno de Donald Trump, pero manteniendo distancias entre el tema nacional y el bilateral. “Una cosa es la mesa de diálogo nacional venezolano, soberano, con los factores políticos de oposición interna, que debe tener su ritmo, su agenda y sus acuerdos; y otra cosa es la relación bilateral entre el Gobierno de Estados Unidos del presidente Donald Trump y el Gobierno bolivariano de Venezuela”, dijo.

Venezuela ha venido dando pasos de acercamiento con la administración Trump, detalló, y es optimista de que en algún momento se dé inicio a conversaciones para la regularización de las relaciones entre Caracas y Washington. La Casa Blanca ha tomado un conjunto de políticas dañinas para el pueblo venezolano y “no es fácil para el Gobierno de Estados Unidos dar marcha atrás (…) pero nosotros tenemos los argumentos y las razones de fondo para, en una negociación, convencer de que regularicemos nuestras relaciones y vayamos a un tipo de fórmula ganar-ganar”. “En una relación de respeto y diálogo, todo es ganar-ganar; en una relación de confrontación, todo es perder-perder”, agregó.

Errores de Estados Unidos contra Venezuela

Maduro aseguró que en Estados Unidos se ha hecho un relato falso sobre la realidad venezolana y le ha hecho cometer errores en su política hacia Venezuela. “Mike Pompeo ha fracasado en Venezuela y es responsable del fracaso de Donald Trump en su política hacia nuestro país (…) La realidad es que en Venezuela hay un Estado de derecho constitucional, con poderes establecidos y hay un presidente electo por el voto popular”, explicó.

La Revolución Bolivariana está llena de legitimidad histórica, política y moral, basada en el apoyo del pueblo a lo largo de los años, afirmó el mandatario, y detalló que de 25 procesos electorales, el chavismo ha ganado en 23 oportunidades. Dijo tener la más férrea voluntad política de defender al país y por esa razón “nadie desde el exterior nos va imponer un presidente ni un Gobierno a través de golpes de Estado (…) Venezuela tiene una vida institucional, una vida democrática que va a seguir su curso en paz”.

En los últimos años Venezuela ha sido víctima de una persecución internacional, política, comercial y financiera, promovida por la Casa Blanca, que ha mermado la distribución de alimentos, medicamentos y servicios básicos.

Igualmente, el bloqueo unilateral impuesto por Estados Unidos impide a Venezuela utilizar los recursos que posee en divisas para costear la adquisición de productos para los venezolanos. Venezuela está abierta a inversión estadounidense “Venezuela está abierta a la inversión estadounidense y lista para recibir a todos los inversionistas en el área de petróleo, minería, turismo y telecomunicaciones”, dijo.

Además, destacó que ambos países se encuentran geográficamente ubicados en una misma región y, por tal razón, “estamos obligados, para los años y siglos futuros, a tener relaciones de respeto, de comunicación y no de enfrentamiento”.

Maduro aseguró haber sostenido múltiples reuniones con inversionistas de origen estadounidense, y se ha llegado a acuerdos significativos. Sin embargo, la Casa Blanca les ha bloqueado la oportunidad de hacer negocios
con Venezuela.

Relaciones con China

“Nosotros tenemos con China férreos y sólidos vínculos políticos, económicos y energéticos, que se sustentan en el acuerdo de asociación estratégica integral firmado por el presidente Xi Jinping y mi persona”, comentó sobre las afirmaciones hechas por Elliott Abrams, enviado para Venezuela por la administración Trump.

Aseveró que Caracas y Beijing mantienen una extraordinaria relación de trabajo, cooperación y beneficio mutuo, y que no existe perturbación alguna en la misma. “Creo que –las afirmaciones de Abrams– forman parte de los falsos informes que le pasan al presidente Trump sobre Venezuela”, subrayó el mandatario, al agregar que “hoy estamos más unidos que nunca. A China nosotros la vemos como nuestra hermana mayor y las relaciones seguirán su curso”.

Maduro adelantó que la Comisión Mixta de Alto Nivel Venezuela-China tendrá lugar en Caracas este 2020 y auguró que habrá un fortalecimiento de todas las relaciones con el gigante asiático.

Acuerdo para designar nuevo CNE

Los partidos políticos que representan al Gobierno tendrán plena flexibilidad para que en la Mesa de Diálogo Nacional haya un acuerdo para el nombramiento de un nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE) que le dé confianza al país.

Maduro destacó que las nuevas autoridades del Poder Electoral deberán convocar a los distintos actores internacionales para que visiten la nación suramericana como observadores del proceso electoral que se avecina. Aseveró que actualmente existe una negociación entre el sector de la oposición y el Gobierno, dentro de la Mesa de Diálogo Nacional; sin embargo, aclaró que lo ideal es que el nuevo CNE sea designado por la AN.

Para que esto se cumpla, el parlamento debe resolver sus problemas con el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y salir del desacato en el que se encuentra desde el año 2017, pero, además, solventar sus divisiones internas, explicó Maduro.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: