En África aumentan las infecciones por el SARS-CoV-2 y proliferan las informaciones falsas

Informaciones dudosas y falsas ganan seguidores en África, al mismo tiempo que crecen los contagios y las muertes por el nuevo coronavirus, publicó Rusia Today (RT) en una nota en la que explica cómo varios dirigentes locales han recomendado inhalaciones de vapor y coñac, entre otros “remedios” para “tratar” o “prevenir” la COVID-19.

Selemani Jafo, Ministro de Estado en la Oficina del Presidente de Tanzania, sugirió este miércoles que la población debería realizar una semana de inhalaciones de vapor en un esfuerzo por frenar los contagios, junto a un consumo intensivo de frutas y verduras para aumentar la inmunidad”, refiere la fuente en base a publicaciones de medios locales africanos.

«No debemos esperar la aprobación de los blancos para usar los remedios naturales. Unamos esfuerzos y usemos nuestras propias formas de sobrevivir”, añadió Jafo, a la vez que insistió en que las medicinas orgánicas son vitales y no deben ser ignoradas.

El propio presidente de Tanzania, John Magufuli —señala RT— dijo en un discurso televisado que los habitantes del país deberían considerar la medicina tradicional contra el coronavirus, como la inhalación de vapor.

«Los remedios naturales también son importantes para combatir la COVID-19. Deberíamos priorizar esto; los científicos han demostrado que el virus se puede combatir con vapores que estén por encima de los 100 grados centígrados«, sostuvo Magufuli.

Indica el reporte que el mandatario también defendió la idea de educar a las personas acerca de varios remedios caseros para combatir la enfermedad, y que recomendó recetas como el agua caliente mezclada con jengibre, limón y otros ingredientes para ayudar a tratar los síntomas de la Covid-19.

Sin embargo —refiere RT— ni los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC) ni la Organización Mundial de la Salud (OMS) avalan que las terapias de vapor con algún producto curen el coronavirus. Y cita: “Un representante de los CDC declaró a Reuters que no está al tanto de ningún estudio científico que demuestre que este método ayude contra la infección”.

Otro caso que señala la agencia informativa es el de Kenia: “el gobernador de Nairobi, Mike Sonko, se encontró recientemente en el ojo de la polémica tras anunciar que sus paquetes de ayuda a los ciudadanos con motivo del coronavirus incluían pequeñas botellas de coñac Hennessy”.

Sonko dijo que este servía como un desinfectante de garganta, pues “según una investigación de la Organización Mundial de la Salud y otras varias organizaciones, se cree que el alcohol juega un papel importante en matar al coronavirus”. Dicha afirmación fue desmentida mediante un comunicado por los propios fabricantes de la bebida.

La nota recuerda asimismo que la OMS recomienda el uso de desinfectantes a base de alcohol para las manos, y que ha declarado que las bebidas alcohólicas no protegen contra la Covid-19; al contrario, pueden hacer a la persona más vulnerable ante la enfermedad, por lo que aconseja minimizar su consumo.

En Nigeria, otro de los países africanos en los que han ganado espacio las informaciones falsas, a pesar de las advertencias de las autoridades sanitarias contra el uso de la antimalárica cloroquina, muchos se apresuraron a comprar el fármaco después de que el presidente de EE.UU., Donald Trump, afirmara a finales de marzo que combinarlo con otros medicamentos parecía ser una buena forma para luchar contra el coronavirus. “Esto no solo llevó a un aumento de precios, sino incluso a que se produjeran intoxicaciones por sobredosis”.

La población del continente también ha sido afectada por otras informaciones falsas sobre el coronavirus que circulan por las redes desde el inicio del brote. Entre ellas, las que afirmaban que el SARS-CoV-2 no afecta a los africanos y no puede prosperar en el clima cálido del continente.

«La información errónea sobre la Covid-19 es tan peligrosa como el virus en sí, advirtió en marzo el periódico keniano The Daily Nation”. Asimismo, agrega la nota, algunos gobiernos de África se están asociando con gigantes tecnológicos para combatir la información falsa sobre el coronavirus en los servicios de mensajería y redes sociales.

Sudáfrica, por ejemplo, lanzó un servicio de información sobre el coronavirus en WhatsApp, mientras que en Nigeria, las autoridades sanitarias se están asociando con esta plataforma para enviar notificaciones automáticas a los usuarios con consejos sobre síntomas y sobre cómo evitar la infección”.

Finalmente, RT informa que el continente africano registra hasta la fecha más de 36.000 contagios y 1.500 muertes por COVID-19, según los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de África.

FP/RL/ Foto de portada: Yasuyoshi Chiba/AFP. 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: