La OIT indica consecuencias negativas para jóvenes trabajadores tras Covid-19

Compartir

Por Dailenis Guerra Pérez.

La crisis creada por la pandemia de Covid-19 tendrá efectos de gran alcance en el mercado laboral.

Según la primera evaluación de especialistas de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), se estima que entre 5,3 y 24,7 millones de personas perderán sus empleos.

De darse este último dato las cifras superarían el desempleo generado entre 2008 y 2009, producto de la crisis financiera mundial que dejó una desempleo de 22 millones.

En esta ocasión el sector más golpeado sería el de los jóvenes. Según el OIT el mayor riesgo se debe a 5 factores determinantes: la recesión, el cumplimiento de tareas en la economía informal, las formas atípicas de empleo, las industrias especialmente afectadas por la pandemia y la automatización.

Los investigadores y especialistas del organismo laboral indicaron que la recesión afecta más a los trabajadores jóvenes, ya que son los primeros en sufrir el recorte de horas laborables o el despido. La ausencia de experiencia laboral dificulta la búsqueda de otro empleo decente, por lo que son empujados a tareas de menor protección jurídica y social.

Los expertos señalan que los emprendedores jóvenes y sus cooperativas afrontan problemas similares a raíz de dificultades económicas para obtener recursos y financiación. Ese sector desconoce cómo afrontar escenarios comerciales complicados.

Otro factor descrito por la OIT es que tres de cada cuatro jóvenes trabajan en la economía informal, en especial en países de bajos y medianos ingresos. Entre las áreas en las que desempeñan actividades se encuentra la agricultura, pequeñas cafeterías o restaurantes. Los ahorros de este tipo de trabajadores son escasos o nulos, por lo que no pueden mantenerse confinados.

La organización apunta que muchos de los trabajadores jóvenes tienen una forma atípica de empleo; ya sean tareas a tiempo parcial, temporal o plataformas digitales, usualmente con malas pagas. Las nuevas generaciones se enfrentan además a horarios irregulares, escasas o nulas seguridad o protección social, y falta de prestación por desempleo.

El estudio de la OIT reveló que los jóvenes trabajan por lo general en sectores de industrias afectados por la pandemia, como es el caso de comercios, la hotelería y la restauración, área donde se contabilizan asistentes de tiendas, cocineros y camareros.

Los empleados más recientes constituyen los más amenazados por la automatización total o parcial, por lo que urge que los gobiernos tomen medidas de apoyo o estímulo, por eso el llamado de la OIT al mundo entero es proteger la mano de obra joven.

El aumento de desempleo juvenil representa un elevado costo a largo plazo para todas las sociedades, dado a que incorporarse al mercado laboral en recesión, les puede provocar una pérdida de ingresos significativa y persistente, e ignorar esa problemática sectorial, implica el desperdicio de talento, estudio y formación; por lo que las consecuencias  del virus podrían prolongarse décadas, concluyeron los especialistas del organismo.

Para evitar el desempleo juvenil, la OIT ha pedido respuesta inmediata centrada en las personas y basada en la solidaridad mundial, instó al FMI y al Banco Mundial a centrar su respuesta a esta ayuda inmediata a los trabajadores y a las empresas, protegiendo sus actividades, sus medios de subsistencia, sobre  todo en los más afectados y en los países en desarrollo.

Afirmó además que es necesario prestar atención prioritaria al impacto sobre las pequeñas empresas, los trabajadores no protegidos y los que hacen parte de la economía informal. Entre esos sectores más desprotegidos están los jóvenes que ya enfrentan tasas altas de desempleo y son por esto los más vulnerables a la caída de la demanda laboral como se observó durante la crisis financiera mundial.

El  objetivo de la Organización Internacional del Trabajo es  reconstruir todo de mejor manera para que se garantice la seguridad de los sistemas, que sean más justos y más sostenibles de los que permitieron que esta crisis ocurriera y más eficaces para amortiguar las consecuencias de las futuras crisis sobre las poblaciones de todo el mundo.

RL/ Foto de portada: Getty Images.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: