Voces en Ecuador contra paquetazo económico de Lenín Moreno

En Ecuador comienzan a escucharse voces contra las medidas económicas anunciadas la víspera por el Presidente Lenín Moreno,  en particular quiénes creen que otra vez más toca a los trabajadores y los más desposeídos cargar con el fardo de la crisis económica, esta vez atribuida a los efectos de la Covid-19.

Así expresan gremios de obreros, maestros, estudiantes universitarios y legisladores, entre otros, quienes hicieron pública su oposición a las siete disposiciones, que se suman a la Ley de Apoyo Humanitario y la Ley de Ordenamiento de Finanzas Públicas, presentadas por el Ejecutivo y aprobadas por la Asamblea Nacional.

«Lo dije y lo sostengo, fachos y recaderos del FMI les queda corto. El anuncio de Moreno se traduce en más despidos, más pobreza, más desempleo. Al final la crisis la termina pagando la clase trabajadora del país», sentenció la legisladora por Guayas, Marcela Aguiñaga en su cuenta en la red social Twitter.

Igual  reacción tuvo la Red de Maestros y Maestras de Ecuador por la Revolución Educativa, que hizo un llamado a todos los docentes del país, a organizaciones sociales, indígenas y servidores públicos de todo el país a unirse y realizar acciones de lucha, según informó Prensa Latina.

Es fácil deducir para quien gobierna Lenín, cuando vemos las enormes utilidades de los bancos, las ganancias de los grandes grupos económicos y empresariales, en plena época de crisis. Hoy y siempre han sido incapaces de priorizar la vida, la salud y la educación de nuestro pueblo, sentenciaron en un comunicado oficial.

La banca privada no está incluida entre los sectores afectados por las decisiones gubernamentales, que buscan reducir al mínimo al sector estatal con el cierre de empresas públicas y la liquidación de la aerolínea bandera, Tame.

Incluye el cierre de miles de puestos de trabajo y el ahorro en la masa salarial por cerca de mil millones de dólares, en un paquete que pretende reducir los gastos en cuatro mil millones de dólares.

La red de educadores coincidió con la asambleísta Aquiñaga en que el Ejecutivo, por cumplir la carta de intención firmada con el Fondo Monetario Internacional, destroza la nación y lleva al pueblo a la debacle económica.

Además, responsabilizó al ejecutivo por las decisiones económicas que considera erradas en medio de la emergencia sanitaria por la pandemia.

Al repudio al paquetazo de Moreno se sumaron además grupos femeninos como Mujeres Anti-Imperialistas, que señalaron: «No todos ni todas estamos en la misma posición durante esta crisis económica. Unos hemos perdido nuestros empleos, nos reducen el salario de manera constante. Otros vendemos comida y en general, lo que podemos, para subsistir».

Subrayaron a la par que las grandes cadenas de supermercados, farmacias y alimentos, la banca, los servicios de telecomunicaciones, internet y televisión pagada, entre otros, han incrementado sus ganancias exponencialmente durante la crisis, en base a la necesidad de la gente.

Al justificar las medidas, el mandatario ecuatoriano explicó que su país dejará de recibir ocho mil millones de dólares por la emergencia mundial, además del déficit de cuatro mil millones del Presupuesto General del Estado, lo cual implica 12 mil millones de pérdidas, sumado a los 150 mil ecuatorianos desempleados en el marco de la situación sanitaria.

Moreno adelantó que habrá un recorte en el fondo público de cuatro mil millones de dólares, distribuidos en masa salarial (980 millones), bienes y servicios (400 millones) y gasto de capital (mil 300 millones).

También se fusionarán o suprimirán 10 instituciones, siete empresas públicas quedarán eliminadas, entre ellas la aerolínea TAME, cerrarán algunas embajadas, oficinas diplomáticas y 70 funcionarios del servicio exterior, regresarán al país.

El controvertido tema de los combustibles forma parte de los anuncios económicos, pues el dignatario adelantó que establecerá una franja para regular las variaciones de precio de esos derivados del petróleo.

Un análisis de las medidas, del abogado y político Ramiro Aguilar, -citado por Prensa Latina- asegura que el impacto será negativo, con mayor desempleo y reducción de sueldos en los sectores público y privado y sin disminuir sus gastos.

La Covid-19 cobró la vida a cerca de tres mil ecuatorianos, pero la contracción económica pesa en el día a día de millones de habitantes, en particular en los sectores de menos ingresos.

OOL/RL/ Foto de portada: AA en Español. 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: