Adán Chávez: El imperialismo no podrá frenar nuestras revoluciones (I)

Compartir

Por Dailenis Guerra Pérez/Especial para Resumen Latinoamericano

(Con la colaboración especial de la Prensa Embajada de Venezuela en Cuba)

El embajador de Venezuela Adán Chávez ofreció a Resumen Latinoamericano una entrevista especial en el que fundamenta sobre temas vinculados con la realidad de los Pueblos de la América Latinocaribeña y, de manera muy particular, las amenazas que se ciernen sobre la Patria del Padre Libertador Simón Bolívar y el Comandante Hugo Chávez, líder histórico de la Revolución Bolivariana.

La humanidad y, en particular, los Pueblos de Nuestra América atraviesan por una compleja coyuntura. ¿Qué reflexiones le genera lo que ocurre hoy en la región?

Son tiempos convulsos los que vivimos hoy, caracterizados como hemos dicho en otros momentos por la batalla que libra la humanidad toda para hacer frente a la terrible pandemia del Covid-19; pero, también, por la criminal arremetida del imperialismo norteamericano contra la paz, la estabilidad y la soberanía de los Pueblos de Nuestra América, en un intento por imponer nuevamente su hegemonía en la región, revitalizando la anacrónica Doctrina Monroe.

Es esta, una coyuntura que se agudiza en aquellos países cuyos gobiernos han asumido la predica neoliberal, que contrario a lo que ocurre con el socialismo, ha demostrado su ineficiencia e inviabilidad para afrontar los retos que el momento impone.

Al respecto, es preciso señalar que, pese a la existencia de algunos de estos gobiernos en el continente, que de manera lacaya le hacen el juego al imperialismo; los Pueblos de esta parte del mundo se mantienen firmes, levantando las banderas de la dignidad y la independencia.

Y es que, como lo expresara en el año 2009 el Comandante Chávez, en un discurso ante la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Nuestra América Latinocaribeña está en revolución permanente; una revolución que va más allá de lo ideológico, y que a pesar de algunos reveses circunstanciales y del avance de las fuerzas de la derecha en algunos países, se impondrá -seguro estoy de ello- con la fuerza moral de los Pueblos.

A los Pueblos nada ni nadie podrá detener; abriéndose paso una nueva era progresista, sustentada en ideas de libertad, justicia, soberanía e independencia; ideas de las que debemos seguir nutriéndonos hoy los Pueblos para, pese a las dificultades, continuar dando las batallas políticas, económicas y por la integración que nos corresponde seguir enfrentando.

En medio de una situación como la descrita, ¿cómo valora la arremetida de la administración Trump contra Cuba y Venezuela?

Cuba y Venezuela, al igual que Nicaragua, son objeto de la saña imperial, aún en medio de la compleja coyuntura a la que hemos hecho referencia antes. Se nos ataca por nuestra férrea voluntad de ser libres e independientes, por no doblegarnos a los designios norteamericanos y por constituirnos en ejemplo de solidaridad, cooperación e integración para los Pueblos del mundo.

Justo es señalar que gracias al empeño de los Comandantes Fidel y Chávez fuimos capaces de impulsar la conformación de nuevos organismos de integración regional, comenzando por el ALBA-TCP, UNASUR, la CELAC y Petrocaribe. También, nacieron TeleSUR y la Radio del Sur; iniciativas orientadas a facilitar la conformación de un polo de poder latinocaribeño.

Asimismo, Cuba y Venezuela han coadyuvado activamente en la consolidación de un mundo multicéntrico y pluripolar, estableciendo alianzas con importantes países del mundo para avanzar en tal cometido; al tiempo que, han trabajado sin descanso por el fortalecimiento y reagrupamiento del Sur en todos los foros internacionales.

La brutal arremetida del imperialismo contra Cuba y Venezuela, tiene que ver precisamente con todo cuanto hemos hecho en defensa de la dignidad y la soberanía de ambos Pueblos, y de los demás Pueblos de Nuestra América; y lo que hemos hecho para impulsar la integración latinocaribeña y, en general, de los Pueblos del Sur; además de la pretensión de apropiarse de nuestros recursos.

No han podido ni podrán frenar nuestras revoluciones, ni esa revolución permanente que como dije antes tenemos en nuestro Continente; y pese a esa posición irracional e irresponsable, abiertamente guerrerista y violatoria de los más elementales principios del derecho internacional, orientada a tratar de someter a nuestros Pueblos a sus designios hegemónicos, éstos continuarán resistiendo la criminal arremetida imperial, en defensa de su independencia y por la no injerencia extranjera en los asuntos que solo nos competen a las cubanas y los cubanos, y a las venezolanas y los venezolanos, en cada uno de nuestros países; y aquellos que continuaremos atendiendo de manera conjunta a través del Convenio Integral de Cooperación Cuba-Venezuela.

Seguiremos como hermanos, dando la batalla de las ideas, del pensamiento, de la defensa a ultranza de nuestra identidad y cultura; seguiremos demostrando al mundo de lo que somos capaces, de qué estamos hechos las hijas y los hijos de Bolívar y Martí, de Fidel y de Chávez.

Seguiremos luchando por la creación de ese mundo mejor, donde reinen la fraternidad, la paz, la igualdad social y el desarrollo integral; un mundo que no solamente es posible, sino necesario, a fin de poder preservar, como lo señalaran los Comandantes Chávez y Fidel, la vida en el planeta.

Foto de portada: Roberto Garaicoa

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: