Macri a la carga contra el gobierno actual para provocar caos en Argentina

Por Liset García.

El expresidente Mauricio Macri no tendría nada que decir en Argentina, pues no dejó un legado positivo en su mandato, más bien todo lo contrario, asegura un comentario publicado este lunes por el canal RT. Tras perder la relección al puesto en la Casa Rosada, a la que había llegado en 2015 sonando la matraca de la derecha regional, y queriendo “rescatar al país de las garras peronistas”, la nación quedó sumida en una profunda crisis económica, con inflación, endeudamiento y devaluaciones récords.

Quien había ofrecido alcanzar «pobreza cero», dejó una estela de nuevos pobres. Por eso la mayor parte de la ciudadanía le cobró las promesas incumplidas y le dio la espalda. Ni siquiera hubo necesidad de segunda vuelta en los comicios. En la primera ronda, Macri quedó fuera de la competencia.

Desde entonces abundaron las dudas sobre el papel que Macri asumiría fuera de la Casa Rosada. Hasta se llegó a especular con su retiro de la política. Asegura la periodista y escritora, Cecilia González, que hoy ya no quedan dudas de que quiere ejercer un liderazgo opositor, al consolidar  su estrategia este fin de semana con un artículo publicado en el conservador diario La Nación en el que defenestra la gestión de Fernández, alerta sobre peligros inexistentes y omite por completo múltiples temas por los que él mismo debería dar explicaciones.

Lo más extraño es que Macri habla como si nunca hubiera gobernado, como si no fuera responsable del desastre en el que dejó al país. La amnesia, ese mal que suele aquejar tanto a los políticos”, dice González en su artículo.

Ahora Macri acusa al gobierno de desplegar «una serie de medidas que consisten en el ataque sistemático y permanente a nuestra Constitución», pero nada dice del alarmante episodio que Argentina padeció la semana pasada cuando policías armados rodearon la residencia oficial Quinta de Olivos, en donde vive y trabaja el presidente Fernández, como parte de una protesta de la Policía de la Provincia de Buenos Aires que transitó de reclamos salariales directamente a una extorsión inaceptable.

A diferencia de otros opositores que demostraron que todo tiene su límite, el expresidente no condenó la movilización. Le interesa defender la «democracia» cuando conviene a sus propios intereses.

Macri ha pasado a la ofensiva al acusar al gobierno y criticar la reforma judicial, justo él, que de manera totalmente anómala intentó designar por decreto a jueces de la Corte Suprema, presionó de todas las formas posibles para que renunciara una Procuradora General de la Nación y apoyó las detenciones de opositores con prisiones preventivas que excedían lo que marcaba la ley, en procesos irregulares que, en muchos casos, tenían más un tufo a venganza que a justicia.

También denuncia riesgos para la libertad de expresión, olvidando que durante su gestión hubo despidos masivos de periodistas, incluidos los de los medios públicos.

Foto de portada: AFP/ Archivo. 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: