Estados Unidos: Récord de participación, soportan largas esperas para votar a principios de las elecciones de 2020

Por Kenia Evelyn, Resumen Latinoamericano.

Un «asombroso» 14 millones de estadounidenses ya han votado en las elecciones generales, según un análisis

A medida que los votantes se presentan en números récord para elegir entre el republicano Donald Trump y el demócrata Joe Biden en las elecciones presidenciales de 2020, los estadounidenses continuaron soportando largas esperas para votar temprano.

Un récord de 14 millones de estadounidenses ya han votado en las elecciones generales, según un análisis de la información de votación del Proyecto de Elecciones de Estados Unidos. En estados clave como Florida, más de 2 millones de votantes ya han emitido sus votos.

«Las cifras son bastante asombrosas para nosotros y las tasas de retorno y las encuestas se ven bien», dijo a Politico Steve Schale, estratega demócrata en Florida . «Pero hay muchas cosas que no sabemos».

En Georgia, los residentes esperaron hasta ocho horas para ejercer su derecho democrático. Muchos recurrieron a las redes sociales para compartir sus experiencias con la votación anticipada, notando filas de votantes que abarcan varias cuadras de la ciudad o estacionamientos escolares.

El analista político Roland Martin se conmovió hasta las lágrimas cuando decenas de votantes se alinearon en el exterior de un centro de votación ubicado en una iglesia de Texas.

Soy un hombre adulto, pero no tengo ningún problema en mostrar este tipo de emoción porque sé lo que está en juego para nuestra gente”escribió en Instagram . “Sé por lo que han pasado los negros en este país. Votar no es el final de todos, pero estoy seguro de que es parte de la solución ”.

Las largas filas no son los únicos obstáculos que han enfrentado los votantes. Los fallos técnicos también han retrasado el proceso. Los votantes también se han enfrentado a barreras para acceder a sus boletas, incluidos problemas con las computadoras en algunos distritos, así como desafíos legales en lugares en todo el sur de los Estados Unidos.

En Georgia, cuya administración republicana ha combatido las acusaciones de supresión de votantes, los residentes informaron problemas técnicos que inicialmente retrasaron la votación, incluso en un centro de votación en Atlanta.

Los demócratas han hecho un esfuerzo por el estado tradicionalmente rojo en las últimas semanas, insistiendo en que Georgia es competitiva. Hasta el momento, se han emitido casi 750.000 votos.

Las autoridades de Virginia están investigando un portal de registro de votantes que se estrelló el martes. Hasta ahora, las autoridades han dictaminado que un cable que se cortó fue un accidente, pero la falla apagó todo el sistema el último día para registrarse. Desde entonces, un tribunal de Virginia ha ampliado el plazo de inscripción de votantes hasta el 15 de octubre.

Ambos partidos han orientado a sus partidarios hacia el envío por correo y la votación anticipada debido al aumento de casos de coronavirus en muchos estados de la nación, en medio de una pandemia que no está bajo control. Se están experimentando aumentos de casos preocupantes en estados de batalla como Wisconsin, Michigan y Pensilvania. Antes, los expertos en salud habían advertido que las grandes multitudes el día de las elecciones podrían agravar los riesgos para la salud.

Pero en un esfuerzo por sofocar la votación anticipada en estados clave en el campo de batalla, los gobernadores y legisladores republicanos han lanzado desafíos legales a todo, desde los lugares para entregar las boletas y la cantidad de sitios, hasta las fechas límite de presentación y conteo.

El lunes, una corte de apelaciones de Texas confirmó una orden ejecutiva del gobernador Greg Abbott que limitaba las ubicaciones de las urnas a una por condado, lo que significa que un lugar como el condado de Harris, con una población de 4.7 millones, incluida su ciudad más grande de Houston, queda severamente abandonado. desatendidos.

Según el Proyecto de Elecciones de Estados Unidos, ya se habían emitido 50.000 votos en 122 lugares de votación anticipada en el condado al mediodía del martes, el primer día de votación anticipada. La votación anticipada comienza el jueves en el estado electoral clave de Carolina del Norte.

Mientras tanto, los funcionarios del partido estatal republicano en California se vieron obligados a retirar buzones no oficiales colocados en todo el estado. Los funcionarios electorales dicen que los buzones no oficiales no cumplen con los parámetros de seguridad y transferencia requeridos.

Y en Pensilvania, un juez negó durante el fin de semana un esfuerzo de la campaña de Trump y el partido republicano para hacer inconstitucional las urnas en el estado libre asociado. Mientras que un juez federal reabrió el registro de votantes en el estado hasta el jueves, en Florida, se rechazó una oferta para extender el plazo de registro de votantes.

Casi 130 millones de estadounidenses votaron en las elecciones presidenciales de 2016. Se espera que la participación supere esos números para una elección que, según la mayoría de los analistas, puede determinar la trayectoria política de una generación.

Los primeros resultados muestran una ventaja dominante para los demócratas, incluso cuando la mayoría de las encuestas muestran que sus partidarios tienen más probabilidades de favorecer la votación anticipada o por correo en comparación con los republicanos. 

Los conservadores, que también son más propensos a ignorar la guía oficial federal sobre el coronavirus, están más comprometidos a votar de la manera tradicional, en persona el día de las elecciones.

Un aumento en la votación por correo en una pandemia ha alimentado afirmaciones infundadas de Trump de que la elección será una de las más corruptas en la historia de la nación.

Tomado de Resumen Latinoamericano Argentina/ Fuente: The Guardian/ Foto de portada: Ron Harris/AP.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: