Cuba está dispuesta a retomar negociaciones con MLB de Estados Unidos

Cuba tiene las puertas abiertas hoy para retomar diálogos seguros y legales sobre la firma de sus jugadores con franquicias de las Grandes Ligas de Béisbol de Estados Unidos (MLB).

La posibilidad de incluir a sus peloteros en la mejor competición del planeta y que estos puedan representar a la isla en eventos internacionales constituyen alternativas viables, de acuerdo con Raúl Fornés, vicepresidente primero del Instituto Cubano de Deportes (Inder).

El deporte del país caribeño está preparado para (re)negociar un pacto truncado y cerrar así un largo ciclo de deserciones, riesgos y fuga de talento. Tenemos la disposición de restablecer un acuerdo que se firmó, pero nunca llegó a ponerse en práctica, afirmó Fornés en conferencia de prensa realizada en esta capital.

Por demás, la actual carrera presidencial en la nación estadounidense no desvirtúa el escenario. No pensamos en si gana Joe Biden o Donald Trump, cuando la MLB lo decida, vamos a hacer realidad ese contrato, recalcó el alto directivo en materia atlética dentro de la mayor de las Antillas.

Asimismo, dejó claro que el designio principal es que «nuestros exponentes tengan la oportunidad de jugar en las Grandes Ligas, como lo hacen en certámenes de Japón y México, así como en otras zonas del mundo».

La Federación Cubana de Béisbol y la oficina del comisionado de MLB firmaron en diciembre de 2018 un acuerdo que permitiría a los jugadores de la isla desempeñarse en la Gran Carpa sin renunciar a la ciudadanía y a través de cláusulas similares a las establecidas en las principales ligas profesionales del deporte.

Entre otros objetivos, el pacto buscaba contribuir a frenar actividades ilícitas como el tráfico de personas, que todavía pone en riesgo la vida e integridad física de muchos prospectos del béisbol cubano.

Sin embargo, el convenio fue cancelado en abril de 2019 por la administración del Presidente de Estados Unidos, Trump, al esgrimir que el gobierno cubano obtendría ganancias económicas de los clubes que contrataran a los deportistas.

En el periodo 2011-2018, más de 600 jugadores abandonaron la isla para probar suerte en otros torneos profesionales, según los datos expuestos en el libro El sueño y la realidad: Historias de la emigración del béisbol cubano (1960-2018).

Después de décadas de dominio ‘cuasi’ absoluto entre bolas y strikes en el ámbito internacional, Cuba suma varios años alejado de planos estelares y tocó fondo en 2019, al concluir en el sexto puesto en los Juegos Panamericanos de Lima.

Tomado de Prensa Latina/ Foto de portada: MLB.  

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: