Avalan acción de productos naturales cubanos sobre el sistema inmune

Más allá de la tradición y los usos etnomédicos de las plantas medicinales a nivel mundial, en Cuba existen investigaciones que avalan el efecto inmunomodulador de determinadas especies vegetales,  afirmó un experto del Ministerio de Salud Pública (MINSAP).

En exclusivas con la Agencia Cubana de Noticias, el doctor Johann Perdomo, jefe del departamento de Medicina Natural y Tradicional del MINSAP, destacó que entre ellas el anamú (Petiveria aliácea) ha sido quizás la planta mejor estudiada por el Centro Nacional de Investigaciones Científicas y el Laboratorio Farmacéutico Oriente.

Esta última empresa, adscrita a BioCubaFarma, tiene registrada ante la autoridad reguladora la forma farmacéutica tabletas de anamú 400 milígramos como medicamento de origen herbario, indicado en la inmunodeficiencia celular en adultos.

Añadió el especialista que el Nutrisol, suplemento nutricional producido por LABIOFAM a partir de una mezcla de componentes de savia de pseudotallo de plátano (Musa paradisiaca), propóleos y miel de abejas, es otro de los productos naturales disponibles en el país con acción sobre el sistema inmune.

En opinión del doctor Perdomo, se recomienda su uso profiláctico o adyuvante en personas con desórdenes del tracto gastrointestinal, así como del sistema inmune asociados a procesos infecciosos o crónicos.

Resaltó, además, que a las opciones de las plantas medicinales, se suman  los medicamentos homeopáticos y en tal sentido y de forma progresiva se ha ido extendiendo por el país la distribución de PrevengHo-Vir, como elemento incorporado a las estrategias de prevención del MINSAP para el enfrentamiento a la COVID-19.

Ese fármaco, registrado por el Centro para el Control Estatal de Medicamentos, Equipos y Dispositivos Médicos (CECMED), autoridad reguladora de medicamentos del país, se emplea en la prevención de la influenza, enfermedades gripales, dengue e infecciones virales emergentes, con utilidad en condiciones de riesgo epidemiológico, precisó.

El Cuadro Básico de Productos Naturales en Cuba también cuenta con AliviHo-Inmune, otro complejo homeopático que en este caso se recomienda a partir de la acción específica de cada uno de sus componentes, como estimulante auxiliar del sistema inmune, particularmente en pacientes en recuperación o convalecencia, aseveró el doctor Perdomo.

Otras modalidades terapéuticas de la Medicina Natural y Tradicional se suman a las anteriores de la Fitoterapia y la Homeopatía, por sus potencialidades de incrementar la capacidad de respuesta del organismo de forma general ante las enfermedades, y especialmente en el caso de la estimulación del sistema inmune.

El doctor Perdomo anunció que actualmente se desarrolla un ensayo clínico sobre el valor de la ozonoterapia administrada por vía rectal como complemento  del tratamiento convencional en el paciente con diagnóstico de COVID-19.

Tomado de ACN

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: