Relator especial de Naciones Unidas: “El juicio contra Assange sienta un precedente devastador que socava la libertad de prensa”

El relator especial de la Organización de Naciones Unidas (ONU) que examina casos de torturas y castigos crueles o degradantes, Nils Melzer, acogió con satisfacción la negativa del tribunal británico de extraditar al periodista autraliano, Julian Assange, quien podría enfrentar en suelo norteamericano una sentencia de hasta 175 años de cárcel; no obstante aclaró que la decisión no fue una victoria para la libertad de prensa.

La jueza británica de distrito Vanessa Baraitser explicó que la extradición sería opresiva debido a la salud mental del activista, y rechazó casi todos los argumentos del equipo legal de Assange, pues “equivaldrían a delitos en esta jurisdicción que no estarían protegidos por su derecho a la libertad de expresión”.

De acuerdo con Melzer, esa sentencia no reconoció que el deplorable estado de salud de Assange es la «consecuencia directa de una década de violación deliberada y sistemática de sus derechos humanos más fundamentales por parte de los Gobiernos de los Estados Unidos, Reino Unido, Suecia y Ecuador”.

El funcionario agregó que el hecho de que la sentencia no haya denunciado y reparado en la persecución y tortura hacia el fundador de WikiLeaks, deja completamente intacto el efecto intimidatorio sobre los periodistas y denunciantes de todo el mundo que publiquen pruebas secretas de crímenes de guerra y corrupción gubernamental.

Me preocupa profundamente que la sentencia confirme toda la lógica, muy peligrosa, que subyace a la acusación de Estados Unidos, la cual equivale a criminalizar el periodismo de seguridad nacional”, indicó el relator de Naciones Unidas.

Asimismo, aseguró que la situación es muy preocupante porque el único tema en juego en la Corte de apelaciones será la aptitud médica de Assange para soportar las condiciones de detención estadounidenses.

«Si Estados Unidos brinda garantías de que Assange será tratado con humanidad-enfatizó- su extradición podría potencialmente confirmarse sin una revisión significativa de las muy serias preocupaciones legales planteadas por este caso».

Finalmente, Melzer afirmó: “Ojalá este juicio ponga fin a la persecución y el encarcelamiento del Sr. Julian Assange como individuo, pero en el panorama general, sienta un precedente devastador que socava gravemente la libertad de prensa, la rendición de cuentas y el estado de derecho”.

PGS/ RL/ Foto de portada: Adem Altan/ Archivo AFP.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: