Unesco alerta sobre el impacto de la pandemia en la educación

La Unesco advirtió hoy sobre la pérdida aproximada de dos tercios de un año académico en todo el mundo debido a los cierres causados por la Covid-19 y las afectaciones que aún sufren 800 millones de estudiantes.

En un comunicado en el contexto del Día Internacional de la Educación, que se celebra cada 24 de enero, el ente multilateral precisó que los alumnos que siguen enfrentando interrupciones en el proceso de enseñanza representan más de la mitad de la población estudiantil global.

De acuerdo con la organización especializada de la ONU, en la actualidad 31 países tienen sus escuelas cerradas por la pandemia, mientras 48 redujeron los horarios.

La Unesco divulgó los resultados de su mapa interactivo para evaluar las consecuencias de la Covid-19 en la educación, el cual refleja que durante la crisis sanitaria los centros docentes no han abierto sus puertas durante una media de 14 semanas, mientras en zonas localizadas ese promedio asciende a 22.

Los gobiernos se esfuerzan para reducir al mínimo los cierres nacionales, de 190 países en abril de 2020 a 31 por estos días, con 101 que los tienen abiertos en su totalidad, reconoció.

A propósito del tema, la directora general de la Unesco, Audrey Azoulay, señaló que las afectaciones causadas por la pandemia, entre ellas la imposibilidad de asistir a clases, limitan el aprendizaje y aumentan el riesgo de abandono escolar, con un particular impacto en los sectores más vulnerables de la sociedad.

«El cierre total de las escuelas debe ser, por tanto, el último recurso y su reapertura en condiciones de seguridad, una prioridad», instó.

La organización manifestó además que su Informe de Seguimiento de la Educación en el Mundo, publicado este domingo, muestra que la comunidad internacional tiene un enorme desafío en el tema de la equidad en la enseñanza.

En ese sentido, el texto recoge que antes de la Covid-19, solo uno de cada cinco países demostraba un fuerte compromiso con la equidad en la educación a través de sus mecanismos de financiación, y hay pocos indicios de que exista una fuerte preocupación acerca de esta en las respuestas a la pandemia.

«Necesitamos un paquete de recuperación adecuadamente financiado para reabrir las escuelas de forma segura, dirigiéndonos a los más necesitados y volviendo a encarrilar la educación para la generación Covid-19», insistió Azoulay.

La directora general de la Unesco aprovechó el Día Internacional de la Educación para convocar a los gobiernos y a otros actores a priorizar en la recuperación al sector.

Fuente: PL

Tomado de Resumen Latinoamericano

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: