China: Autoriza comercialización de más vacunas contra Covid-19

China despidió hoy febrero con el registro de cuatro vacunas antiCovid-19 que aprobó para salir al mercado oficialmente, pero al mismo tiempo reforzó su lucha contra quienes falsifican y trafican los inmunizantes.

La sustancia de CanSino Biologics y otra de Sinopharm fueron las últimas en recibir el aval de la Administración Nacional de Productos Médicos para su comercialización bajo ciertas condiciones.

Antes solo la CoronaVac de Sinovac y el preparado de la CNBG (sucursal de Sinopharm) tenían el permiso, que implica una estricta supervisión a la calidad y seguridad de los medicamentos desde la manufactura hasta la aplicación de cada dosis.

La vacuna de CanSino se denomina Ad5-nCoV, fruto de un proyecto con el Ejército chino y resulta efectiva con una sola aplicación para todas las personas mayores de seis años de edad. La empresa prevé producir 500 millones de dosis anuales.

Mientras, la de Sinopharm la obtuvo una filial establecida en Wuhan, requiere de doble inyección, como la mayoría de las sustancias desarrolladas en el mundo, y el fabricante elaborará 100 millones de dosis cada año.

En medio de la carrera global de las vacunas contra la Covid-19, China creó 16 candidatos con diversas tecnologías y administró los cuatro ahora aprobados a más de 40 millones de compatriotas, como parte de un programa de uso emergente abierto en julio.

Envió sus productos a 53 países en desarrollo por concepto de ayuda, tiene acuerdos para exportarlos a otros 22 y prevé suministrar 10 millones de inyecciones a la alianza Covax.

Además, la Organización Mundial de la Salud evalúa las de Sinopharm, Sinovac y CanSino a fin de determinar si cumplen con los estándares globales de calidad y seguridad, antes de incluirlas en el listado de fármacos aprobados.

Junto a los avances, varias dependencias del Estado como la Fiscalía, el Ministerio de Seguridad Pública (Interior) y las embajadas chinas unen fuerzas para neutralizar la estafa y el contrabando de sustancias falsas, un negocio que prolifera a precios exorbitantes.

Recientes operaciones permitieron arrestar a otros 70 individuos implicados en 21 casos y revelaron que un ciudadano de apellido Kong desde agosto produjo y vendió 58 mil dosis en el exterior con 18 millones de yuanes (2,78 millones de dólares) en ganancias.

Antes, la policía detuvo a 80 traficantes en Beijing, las provincias de Jiangsu y Shandong, y confiscó tres mil muestras de vacunas supuestamente fabricadas por Sinopharm y Sinovac.

En todos los casos, los criminales rellenaron los bulbos con una solución salina, los vendieron en varias ciudades de China y lograron enviar algunos lotes a África.

Observadores urgen mano dura del Gobierno en la batalla contra ese delito, también perseguido por la Interpol (Policía Internacional).

Tomado de Resumen Latinoamericano Argentina / Foto de portada: BBC.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: