Cuba condena bloqueo de EEUU en foro de desarrollo sostenible

El Ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera (Mincex), Rodrigo Malmierca condenó hoy el bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, que impide el suministro de equipos médicos para el tratamiento de la Covid-19.

Al intervenir en la Cuarta Reunión del Foro de los países de América Latina y el Caribe sobre Desarrollo Sostenible, organizada por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), el titular de la isla exhortó a que el acceso a las vacunas contra esa enfermedad en la región sea justo y equitativo.

De acuerdo con la cuenta en Twitter del Mincex, Malmierca afirmó que las proyecciones para la región son devastadoras por la pandemia de la Covid-19, y que persisten desigualdades estructurales y sistémicas.

En su intervención, realizada de forma virtual, puntualizó que estas brechas se profundizan con la crisis sanitaria, por lo que este Foro es un esfuerzo por avanzar en la Agenda 2030 y fortalecer la cooperación Sur-Sur.

Al respecto, insistió en que Cuba promueve el multilateralismo renovado y fortalecido para alcanzar esa meta bajo la guía del Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social hasta el 2030, en el cual avanza con el compromiso de no dejar a nadie atrás.

La Cuarta Reunión del Foro de los países de América Latina y el Caribe sobre Desarrollo Sostenible, organizada por la CEPAL, en coordinación con el gobierno de Costa Rica, como presidente pro tempore de este organismo, analiza los avances, retrocesos y desafíos de la región para la implementación y seguimiento de la Agenda 2030.

Intervención del Ministro Rodrigo Malmierca, en el diálogo de ministros y altas autoridades sobre la recuperación resiliente y sostenible de la pandemia de Covid-19 y el logro de la agenda 2030

Excmo. Sr. Carlos Alvarado Quesada, Presidente de la República de Costa Rica;

Excmo. Sr. Rodolfo Solano Quirós, Ministro de Relaciones Exteriores y Culto de Costa Rica;

Excma. Sra. María del Pilar Garrido, Ministra de Planificación Nacional y Política Económica de Costa Rica

Estimada Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL);

Distinguidos miembros de las delegaciones e invitados

Quisiera comenzar mi intervención agradeciendo las presentaciones realizadas esta mañana, especialmente la relativa al Informe de avance anual sobre el progreso y los desafíos regionales de la Agenda 2030 en el marco de la pandemia de la COVID-19, que estuvo a cargo de nuestra querida Alicia Bárcena.

Este documento constituye un gran ejemplo del trabajo que ha venido realizando la Comisión, y el sistema de las Naciones Unidas en general, para apoyar los esfuerzos nacionales en pos del cumplimiento de los Objetivos y Metas propuestos para el 2030 y de contrarrestar los alarmantes retrocesos y desafíos que las actuales circunstancias le han impuesto a los países de América Latina y el Caribe.

Como conocen, esta Cuarta Reunión del Foro debía celebrarse el pasado año 2020 bajo la coordinación de la Presidencia pro tempore de Cuba en la CEPAL, justo cuando en nuestra región se producían los primeros embates de la COVID-19. En ese primer momento de la pandemia, nuestro país, de conjunto con la Secretaría de la Comisión, consideró oportuno posponer la realización del Foro hasta que las condiciones permitieran, aun con dificultades, garantizar el cumplimiento de los objetivos de la reunión y la participación de todos los interesados en la misma.

Gracias a la CEPAL y al Gobierno de Costa Rica, ahora Presidente pro tempore del trigésimo octavo Período de Sesiones, podemos celebrar el Foro y dar continuidad a los esfuerzos desplegados desde nuestra Presidencia por avanzar en la implementación de la Agenda 2030, el fortalecimiento de la cooperación Sur-Sur y triangular y muy particularmente, por el Desarrollo Sostenible de nuestros hermanos países del Caribe.

Por ello, deseo trasladarles también nuestro agradecimiento por la organización de esta Reunión y la oportunidad de poder intercambiar con ustedes en el día de hoy, al menos de forma virtual.

Estimados delegados,

En América Latina y el Caribe persisten desigualdades estructurales y sistémicas entre países y a lo interno de ellos. Estas brechas se profundizan en el contexto de la pandemia de COVID-19, que ha generado una crisis multidimensional, cuyas consecuencias socioeconómicas ponen en riesgo el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Las proyecciones sobre el impacto de la pandemia en América Latina y el Caribe son desalentadoras, y amenazan con convertir la Agenda 2030 en una utopía. En año 2020, la CEPAL informó sobre la caída del PIB regional en 7,7%, así como proyectó un incremento de 22 millones de personas en situación de pobreza, con respecto al anterior 2019.

Ante esta realidad, debemos continuar apostando por un multilateralismo renovado y fortalecido, por la cooperación solidaria y la búsqueda de soluciones concertadas e innovadoras.

Denunciamos, en este contexto, el bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por el gobierno de Estados Unidos contra Cuba, recrudecido a niveles sin precedentes en los últimos años, y particularmente en medio de la pandemia de la COVID-19, con más de 50 medidas aplicadas solo en el año 2020.  Esta política constituye el principal obstáculo para el desarrollo de nuestro país, y una violación flagrante, masiva y sistemática de los derechos humanos del pueblo cubano.

Denunciamos también la aplicación contra Cuba de la extraterritorial e injerencista Ley Helms Burton, que el pasado viernes 12 de marzo cumplió 25 años de aprobada. Una Ley que contradice los principios del Sistema de Derecho Internacional, se entromete en los asuntos internos de Cuba y cuyos efectos intimidatorios, acentuado a partir de la activación de su Título III, ha provocado la cancelación de operaciones comerciales, acciones de cooperación y proyectos de inversión extranjera para el desarrollo del país; a la vez que ha repercutido negativamente en las instituciones bancario financieras, que se rehúsan a trabajar con entidades cubanas por temor a ser objeto de sanciones.

La política de los Estados Unidos contra Cuba, recrudecida durante la última Administración de ese país, ha impedido o dificultado el arribo a Cuba de insumos médicos, suplementos nutricionales y alimentos y ha generado la exclusión de Cuba de plataformas de servicios importantes en varios sectores como el turismo o las telecomunicaciones, entre otras muchas afectaciones.

A pesar de ello, y bajo la guía de nuestro Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social, articulado con la Agenda 2030, Cuba avanza en el compromiso de no dejar a nadie atrás. Por primera vez este año, presentaremos nuestro Informe Nacional Voluntario al Foro Político de Alto Nivel, con el deseo de compartir nuestras experiencias con otros países y poner a su disposición nuestras soluciones a problemas comunes.

Quisiera destacar especialmente, el compromiso de Cuba con la Salud y la Vida en primer orden; lo que ha quedado evidenciado en los 4941 colaboradores pertenecientes a las 56 brigadas médicas cubanas del Contingente Henry Reeve, que en el curso del año 2020 prestaron sus servicios en 40 países para el enfrentamiento a la pandemia; y que juntos a otros cooperantes del sector de la salud que ya se encontraban en otros países; suman 30 407 colaboradores cubanos luchando contra la COVID-19 en 66 países, solo el año pasado.

Ni el bloqueo ni las campañas difamatorias contra nuestra cooperación médica, podrán frenar la vocación solidaria de Cuba, en particular ante la compleja situación sanitaria que enfrenta el mundo actualmente.

Al mismo tiempo, avanzamos en el desarrollo de nuestros 5 candidatos vacunales; dos de ellos, Soberana 02 y Abdala, han iniciado recientemente la fase III de Ensayos Clínicos y produciéndose ya a gran escala, con la esperanza de garantizar la salud y seguridad de Cuba y el mundo.

Todo esto ha sido posible gracias a la voluntad política de nuestro gobierno, y a la dedicación y el esmero de nuestros profesionales de la salud, científicos e investigadores; así como a la prioridad otorgada a la academia, la ciencia y la innovación para la implementación de la Agenda 2030 y como catalizadores del Desarrollo Sostenible.

Para América Latina y el Caribe, esperamos que se implementen vías o mecanismos para facilitar el acceso de la región a las vacunas contra la COVID-19, y que este acceso sea justo y equitativo, con miras a garantizar la protección de poblaciones vulnerables y no dejar a nadie atrás.

Me gustaría concluir mi intervención, reiterando nuestro compromiso con la región y trasladando nuestro reconocimiento y agradecimiento profundo a todos los profesionales de la salud, científicos y a todas aquellas personas en la región y en el resto del planeta que han puesto su empeño y dedicación, arriesgando incluso la vida, para vencer los retos impuestos por la COVID-19.

Asimismo, reiteramos nuestro apoyo a Costa Rica y su presidente, Carlos Alvarado, y nuestros mejores deseos en el ejercicio de la Presidencia pro tempore de la CEPAL.

Muchas gracias.

Tomado de Cubasí

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: