Hugo Chávez: «La humanidad tiene que ir a la ofensiva»

Compartimos con nuestros lectores las palabras de Hugo Chavez en el I Encuentro Mundial de Intelectuales y artistas creadores en Defensa de la Humanidad.

Moderadora: Acto con  motivo del Encuentro Mundial de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad.

Himno Nacional de la República Bolivariana de Venezuela (Gloria al Bravo Pueblo) interpretado por la Masa Coral de Niños Cantores de la Fundación del Estado para las Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela, bajo la dirección de la profesora María Guinand.

Se interpreta el Himno Nacional

Moderadora: Palabras del ciudadano arquitecto Francisco Sesto Novas, Ministro de Estado para la Cultura.

Ministro Francisco Sesto Novas: Buenas noches a todos.

Señor Presidente, Ministros, Embajadores, representantes del Cuerpo Diplomático, un saludo especial a ustedes, participantes en este Encuentro, y sobre todo a los que vinieron de tantas partes del mundo, que están aquí; a todos, a todo el auditorio, amigas y amigos.

Hace unos pocos días en Caracas, a poca distancia de donde estamos reunidos, una bomba de alta tecnología, colocada debajo de su coche, segaba la vida de un joven Fiscal, Danilo Anderson, que llevaba adelante una investigación relacionada con el golpe de Estado del 11 de abril de 2002.

Asistentes: Aplausos.

Ministro Francisco Sesto Novas: El terror como instrumento trató de imponerse una vez más. En este caso la violencia fue una muestra de la actitud fascista de algunos grupos de oposición en Venezuela.

Pero ¿de dónde viene esa actitud y a cuáles silos y en cuáles redes se conecta? ¿Quién la alienta? ¿Quién la induce? ¿Quién la protege? ¿Quién la causa? ¿Cuáles con los factores profundos en la ecuación de la violencia que todavía en el Siglo XXI sigue asolando al mundo? ¿Por qué la humanidad no ha podido dejar atrás ese flagelo?

Una dialéctica continua de terror se ha hecho insufrible para los pueblos, terrorismo de grupos y terrorismo de Estados, íntimamente relacionados; poderosas industrias militares y sus derivadas, que sostienen grandes economías viven de ese terror, guerras por todas partes, de alta y de baja intensidad se cocinan en los grandes centros de decisión política, y por encima de ellos, por encima de los Gobiernos, más allá del alcance de los pueblos y de los votos, como nos recordaba aquí mismo Saramago la semana pasada; poderosas estructuras económicas y financieras se constituyen como un superpoder planetario, un superpoder, hay que decirlo, una estructura de dominación imperial que no tiene precisamente una visión humanista del mundo, a juzgar por los resultados de su actuación.

Junto con las guerras y el terror la injusticia y el desequilibrio siguen presentes; el hambre y la desnutrición siguen presentes, la mortalidad infantil masiva que de ello se deriva; el analfabetismo, la pobreza extrema, el desempleo, la falta de agua potable para cientos de millones de personas, la carencia de la información necesaria, la exclusión, la discriminación, la ausencia de esperanza para individuos y comunidades.

Y en medio de todo eso, en ese escenario de inmensas dificultades, y teniendo como telón de fondo el estúpido y criminal maltrato a la propia naturaleza de la que somos partes, qué saben los pueblos.

Los pueblos saben sencillamente que otro mundo mejor es posible, que  en consecuencia la paz es posible también, que no es inaccesible, que la posibilidad de dejar atrás la pobreza material y espiritual es algo imaginable, de acuerdo con los avances científicos y tecnológicos; que construir las bases de la felicidad colectiva, o al menos de una vida con dignidad, en todos los lugares del planeta, es algo completamente factible, un aspiración, un sueño que puede hacerse realidad. Eso saben los pueblos, a eso aspiran.

Pero ¿qué dicen los pueblos? Los pueblos dicen lo que nosotros digamos en su nombre, porque ellos hablan a través de nosotros, esa es la verdad, nosotros somos en muchos casos su oportunidad de emitir opinión, esos miles de millones que constituyen las gentes más sencillas tienen en nosotros una voz posible, cuando la única en muchísimos casos.

Los pueblos hablan de muchas maneras, y nosotros, al menos así lo pienso, podemos y debemos traducir sus mensajes, sus esperanzas, e incluso las formas de lucha conque ellos se expresan en palabras, en testimonios. Pues esos pueblos, esas comunidades, esos sectores de humanidad, que al cabo es una sola, nos sirven de apoyo, nos alimentan espiritualmente, constituyen en nuestro soporte de vida fundamental, y a ellos nos debemos. Hablar por todos ellos es hoy nuestra tarea. Unir nuestros conocimientos, reflexiones y argumentos individuales en un gran argumento colectivo en defensa de la humanidad.

Los saludo a todos, les doy la bienvenida en nombre del Comité Organizador de este Encuentro. Les pido excusas de antemano por las fallas de organización que podamos tener, pero quiero que sepan que el pueblo venezolano de todo corazón les agradece su presencia y su compromiso con el proceso que estamos viviendo. Proceso que tiene su base de apoyo en la Constitución Bolivariana, aprobada en referéndum por la mayoría del pueblo, proceso hermoso como ustedes verán por sí mismos, proceso de creación, proceso de refundación de un país para construir un Estado social de derecho y de justicia.

Muchísimas gracias.

Asistentes: Aplausos.

Moderadora: Palabras del honorable señor Pablo González Casanova, prestigioso intelectual latinoamericano, miembro de la Promotora Nacional contra el Neoliberalismo de México. Uno de los fundadores del Movimiento en Defensa de la Humanidad, profesor de la Universidad Nacional Autónoma de México, en representación de los intelectuales y artistas que hoy nos honran con su presencia.

Asistentes: Aplausos.

Pablo González Casanova: Señor Hugo Chávez Frías, Presidente de la República Bolivariana de Venezuela; honorables invitados que se sentaron al lado de él en la galería; señoras y señores, compañeros y compañeras, hermanas y hermanos.

Voy a hablarles de algo que estaba pensando en el camino a Venezuela. ¿Cómo hacemos para que este Encuentro de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad tenga impacto en la historia universal. Porque si pensamos en términos retóricos no hay problema, sólo se trata de manifestar nuestros temores y nuestras esperanzas, pero si pensamos en términos de efectividad, por ambiciosa que parezca la pregunta, necesitamos ir más allá de la palabra que se vacía de contenido con el ruido y la cólera.

La palabra humanidad puede hoy dejar de ser una abstracción, pero para eso es necesario resolver los problemas prácticos y concretos de la conversación y el consenso de las organizaciones, movimientos y Estados-Nación que luchan en el mundo actual por un mundo mejor.

Para ser efectivos lo primero que tenemos que proponernos es demostrar ante la inmensa mayoría de los seres humanos, y con ellos, que la actual política del Gobierno norteamericano, encabezado por el Presidente George W. Bush, constituye un real peligro para la sobrevivencia de la Tierra y por lo tanto del propio pueblo de Estados Unidos.

Es más tenemos que demostrar que toda política expansionista y depredadora acentúa la amenaza de ecocidio y destrucción de la biosfera. Por más que se piense en expansiones y depredaciones focalizadas, supuestamente capaces de controlar el equilibrio entre los depredadores y las víctimas. Pero si la amenaza a la sobrevivencia de la humanidad es real, si las causas que la determinan han sido comprobadas en términos científicos, y si a quienes exigen la aplicación de otras políticas y medidas realmente humanitaria no se les hace el menor caso, cómo podemos nosotros hacer que el nuestro sea un diálogo de consecuencia. Cómo podemos organizar un diálogo de la humanidad misma que haga efectiva la defensa de la humanidad y evite el holocausto. Acaso no es este un vano intento, una mera ilusión.

Con la mayor seriedad y con una esperanza fundada estamos seguros que desde aquí, desde la América bolivariana, podemos construir las bases iniciales de una red de redes, de organizaciones, y de otras redes menores, que abarque todos los Continentes y todas las civilizaciones, y que desde ellos construya la defensa de la vida.

Asistentes: Aplausos.

Pablo González Casanova: La firmeza en nuestros primeros pasos será determinante. La seriedad y tenacidad conque trabajemos será un factor fundamental de éxito, de respeto a las más distintas ideologías, religiones y culturas, será la manera de agrupar a todos y para el bien de todos, como diría Martí.

El respeto ecuménico internacional, intercultural, no sólo permitirá elevar los niveles de las discusiones y los diálogos, sino encontrar simpatías y afinidades que permitan acciones conjuntas en la Tierra para su salvación.

Queremos aquí manifestar nuestro profundo agradecimiento al Gobierno del Presidente Hugo Chávez, y al pueblo de Venezuela, por habernos dado la hospitalidad que ha hecho posible nuestro encuentro en Caracas.

Asistentes: Aplausos.

Pablo González Casanova: Estamos seguros de que este Encuentro jugará un papel muy importante en la nueva definición de una humanidad organizada, libre, justa y victoriosa, convenceremos y venceremos.

Gracias.

Asistentes: Aplausos.

Moderadora: Palabras del ciudadano Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Comandante Hugo Chávez Frías.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Buenas noches a todos, buenas noches a todas.

Excelentísimos y honorables invitados especiales del mundo a este encuentro de intelectuales y artistas creadores en defensa de la humanidad, primero que nada a nombre de todo nuestro pueblo y en nombre del gobierno bolivariano sean ustedes bienvenidos, sean ustedes bienvenidas a esta tierra a esta Patria.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Es muy importante que todo el pueblo venezolano, allá en sus casas esta noche del primero de diciembre, llegó el mes de diciembre, el último mes de este año bendito del 2004, año de batallas, año duro y difícil pero año de avance para nuestro pueblo, es importante en esta cadena nacional que estamos transmitiendo a todo el país por radio y televisión.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Que sepa el pueblo venezolano a partir de hoy la importancia de este evento y hago un llamado a que todos estemos atentos estos próximos días, mañana y hasta el fin de semana incluyendo el domingo, días en los cuales va a tener lugar aquí en Venezuela este evento de primerísima importancia para el mundo de hoy, es importante saber de entrada que tenemos la visita luminosa y brillante de prestigiosos, todos ustedes intelectuales, hombre y mujeres de más de 40 países del mundo, bienvenidos de verdad desde el corazón, desde el alma de Venezuela y del pueblo bolivariano.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: A pesar de que apenas vengo llegando de una gira por Europa y el norte de África, Asia y el Medio Oriente y tengo bastantes cosas que atender estos días sin embargo voy a estar muy pendiente del evento y voy a participar en varias jornadas, en varios encuentros de este debate vital para el tiempo que vivimos y para el tiempo que haremos y pues voy a comenzar por allí amigas y amigos todos, señores ministros, visitantes, compañeros, compañeras, hermanos y hermanas, como bien lo dijo el doctor Pablo González Casanova a quien agradezco sus palabras y su reto que nos ha lanzado acá y su propuesta, más que reto una propuesta con la que estoy absolutamente de acuerdo, eso que él ha dicho: Cómo hacer para que este evento tenga impacto de verdad en la realidad, que no sea un evento más de tantos eventos de mucha importancia que en el mundo han sido y que en el mundo son.

Le decía a Farruco esta tarde, a nuestro Ministro de Cultura aprovecho para felicitarle a él y a todo el equipo que ha organizado este evento, este encuentro mundial en Caracas.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Hemos trabajado muchísimo estos meses para este evento, la idea de este evento surgió a comienzos de año, fue el mes de enero, hubo un encuentro aquí en Caracas los días 26, 27 y 28 de enero, un grupo de intelectuales, de pensadores venezolanos y cubanos y de allí surgió un documento al que llamábamos “El llamamiento de Caracas”, hemos hecho un llamamiento desde Caracas y ha sido atendido por ustedes, cosa que agradecemos, quiero igualmente agradecer el intenso trabajo y la cooperación que para este evento, sus preparativos, su enfoque, su planificación, sus detalles prestó el Ministro de Cultura de la república hermana de Cuba, Abel Prieto quien está esta noche aquí con nosotros también.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: También está con nosotros Fidel Castro aquí esta noche, si está Fidel Castro hijo con nosotros.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Y hay un nieto que se llama Fidel Castro y un bisnieto, aquí que tendremos Fidel Castro para 300 años más, gracias Abel, gracia Fidel, gracias por la cooperación y gracias a todos ustedes. Pero allí nació la idea, recuerdo que nos veíamos en Palacio hicimos un conversatorio y un debate y de aquel encuentro nos preguntábamos, hermano Pablo, nos preguntábamos igual en enero: Cómo hacer para que estos eventos de conversación, estos debates de ideas, donde surgen propuestas, torbellinos, cómo hacer para que tengan impacto de verdad en nuestra realidad y de allí surgió esta convocatoria.

Bastante ambiciosa, bastante exigente y aquí estamos instalándola hoy con la presencia de más de 300 pensadores, creadores y artistas del mundo entero, todo un éxito desde su propia inauguración.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Pero les decía que esta tarde conversaba un rato con Farruco y yo le hacía un reflexión en defensa de la humanidad, hemos recogido esa consigna vibrante, el frío de Moscú pega un poco, menos 30 grados había en Moscú, estaban rindiendo honores militares y yo pensé que me iba a petrificar, menos 30 grados eso es demasiado para un cuerpo de un caribeño.

Estábamos revisando el plan del evento y los detalles del evento, pendiente de los detalles, los detalles, siempre uno tiene que andar pendiente de los detalles, yo aprendí desde muy joven, tuve un buen jefe que me decía: Chávez el diablo está en los detalles. Así que estábamos en esa revisión y me fijaba yo en la consigna “En defensa de la humanidad” ya hubo un evento en México con esta misma idea, con esta misma orientación en defensa de la humanidad y yo de formación militar sólo que militar revolucionario, no militar gorila para explotar y dominar a los pueblos nuestros.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Pero no hace falta ser militar además o tener estudios militares para saber que la mejor defensa ¿cuál es? El ataque, la mejor defensa es el ataque, entonces yo le decía a Farruco: Defensa de la humanidad, la mejor defensa es el ataque, la humanidad tiene que ir a la ofensiva.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Esa es su mejor defensa, nuestra mejor defensa, pero toda ofensiva Pablo requiere un plan verdad, una estrategia, unos actores coordinados, estructurados, consientes y además se requiere, saben: hacia dónde es la ofensiva, quién es el oponente principal o los oponentes principales, buen consejo que nos da esta excelente intelectual, pensadora, estadounidense ahora viviendo en Francia que ha escrito hace poco un buen libro, lo compramos en Madrid hace unos días y me traje como 10 libros, yo ando regalándolo por allí, Susan George escribió este libro “Otro mundo es posible si …” Lo establece el condicionante, otro mundo es posible si nosotros lo hacemos posible, si nosotros lo hacemos posible.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Es un libro el de Susan de ofensiva, Ignacio; por allá está Ignacio Ramonet, de ofensiva, es un libro de ofensiva y creo que esa es una de las ideas que yo me atrevo a traer aquí esta noche para dejarla como una humilde propuesta para el debate de los próximos días, las próximas horas, en este primer encuentro mundial en defensa de la humanidad, es hora de ir a la ofensiva.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Pudiera alguien pensar desde posiciones un poco quizás más calculadoras o desde otras posiciones respetables, cualquiera de ellas que esta idea es producto de la audacia, producto de el quijotismo, pudiera serlo, pudiera serlo, sin embargo creo y cada día más que esta idea de la ofensiva en defensa de la humanidad está cada día más engranada con la realidad que estamos viviendo en el mundo y estas últimas giras que hemos estado haciendo por algunas ciudades, países, regiones del mundo lo que hacen es confirmar esta idea, lo que hace es fortalecer esta percepción.

Hace pocos meses estábamos por allá en esa tierra mágica del Cono Sur, estábamos en Iguazú, allá donde todas las cataratas parece que se pusieron de acuerdo para conseguirse en aquellas selvas maravillosas, entre la Argentina, el Brasil, el Paraguay y allí percibíamos en los ojos de jóvenes, de hombres, de mujeres, un brillo especial, una fuerza especial y luego allá en los Astilleros de Río Santiago, en la gran Buenos Aires donde asistí, aceptando la invitación del presidente y amigo Néstor Kirchner, a conversar con los trabajadores de un gran astillero, que había sido desmantelado por el neoliberalismo afortunadamente logró salvarse de la privatización y ahora están recuperándose,  y ahí había miles de trabajadores, trabajadores y con que fuerza, claro es el pueblo argentino que se ha levantado una vez más y clama por su propia patria, es la nación argentina.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Y consignas que parecieran viejas, pero que no son viejas, porque nunca será vieja una consigna cuando se trate de la humanidad, la consigna del amor nunca será vieja, Cristo nunca se pondrá viejo, amaos los unos a los otros, eso nunca será viejo, para nosotros la patria es América dijo Bolívar, eso nunca será viejo.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: “Trabajadores del mundo uníos” , dijo Carlos Marx y eso nunca será viejo.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: O aquello que dijo José de San Martín, “seamos libres lo demás no importa nada”, eso nunca será viejo.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Pero, sí, uno percibe el resurgimiento de una fuerza creciente cada día y en todas partes, en todas partes. Luego fuimos por aquí por Manaos a un encuentro con el compañero presidente Lula, allí en esa tierra mágica del Amazonas, en el corazón del Amazonas donde el río Negro le cae al Amazonas para luego irse sobre el atlántico.  Manaos y allí la juventud, los sin tierras, los indígenas y hace poco Río de Janeiro, la universidad de Río de Janeiro, los estudiantes, los intelectuales ahí estaba ese inmenso Leonardo Bosh, por ejemplo, con su misma idea incansable de la liberación, la teología de la liberación, el Cristo redentor.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Allá fuimos en Río de Janeiro, a un barrio que se me pareció mucho a Catia, a 23 de Enero, Mangueira, donde hay una de las escuelas de zambas más antiguas y tradicionales, del Brasil, por cierto que nos presentaron un baile de zamba el Ministro Merentes casi que se queda por allá, tuve que perseguirlo, casi obligarlo a irse al avión y uno siente en esos barrios del Brasil en Río de Janeiro el alma de un pueblo, la pasión de un pueblo, la negritud, el África que se vino sobre la América a darse un abrazo infinito, profundo y eterno.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Y luego este último viaje, en España están pasando cosas, en España están pasando cosas. Allá estuvimos en la Universidad Complutense, de Madrid en la Escuela de Ciencias Políticas y allá aparecen las plataformas bolivarianas de Granada y las plataformas bolivarianas de Madrid y de Castilla y las corrientes revolucionarias y socialitas de las juventudes de España, retomando una bandera y vaya con que fuerza, vaya con que fuerza y luego una conversación con un grupo de intelectuales españoles muy aleccionador, el encuentro y luego después de haber esperado más de 4 horas las comisiones obreras, miles de obreros, de trabajadores, con una pasión que hasta me hicieron declamar el poema aquel del inmenso del infinito Federico García Lorca “Y yo que me la llevé al río, creyendo que era mozuela, pero tenía marido”.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Fidel, no te estoy hablando a ti, sino a Fidel que está en la Habana que seguro que está viendo este acto, ese no se pela un acto aquí de Venezuela, le hablo a tu papá desde aquí. Fidel, razón tenia el infinito Nicolás Guillén en su canto a España allá lo citábamos en Madrid, recordando al poeta negro de Cuba y del mundo cuando le cantó a Federico García Lorca y a España y comienza diciendo: “ ni a Cortés ni a Pizarro, le canto a la España de los brazos valerosos, combatientes compañeros, a García Lorca, ahí hay en España cosas que están ocurriendo y que uno hace dos años atrás no veía en España”.

Y luego en Trípoli, pero antes de Trípoli fuimos al corazón de la mancha, a Toledo y caminamos por sus calles, allá bajo la figura recortada en la montaña del legendario Alcázar, allí en el corazón de la infinita sabana de la Mancha, donde hace 400 años se inspiró Cervantes el Manco de Lepanto para producir esa obra maravillosa del Quijote.

Y luego el Libia, en Libia, un encuentro con Khadafi, con Ben Bela.  Ben Bela, me dijo que venia para acá, no sé si habrá llegado si no ha llegado ojalá que llegue en los próximos días me prometió iba por Paris, Madrid y luego una noche nos fuimos, esa la única noche que pasamos ahí en Trípoli a conversar con unos muchachos de un comité, del poder popular y le pregunto a un joven “¿qué papel tienes tú en el comité?” Me dice, soy coordinador;- ¿y cuántos son los  del comité? – 50 mil, me dice, ese es un súper comité, 50 mil y aquí estamos dispuestos a dar la vida por Libia, por la República Árabe socialista de Libia.

Y luego a la Moscú cubierta de nieve, brillante está Moscú. Y en Rusia también están pasando cosas, allá fuimos al Instituto de Filosofía a una charla, muchos jóvenes, me sorprendieron , unas jóvenes rusas, todas rusas, moscovitas con unas guitarras y unos cuatro cantando esa canción, “llevo tú luz y tú aroma en mi piel” , cantándole a Venezuela, pero unas lindas muchachas moscovitas y trabajadores, estudiantes, filósofos, intelectuales de la Rusia, tuve ocasión de conocer a Mijaíl Gorbachov y conversamos unas dos horas, yo siempre he tenido la sensación y se me fortaleció después de hablar con él de que aquel hombre trató de salvar un barco que se hundía, es una impresión que siempre he tenido.

Y luego nos fuimos a Teherán y allá fuimos a inaugurar una estatua de Bolívar y un paseo Simón Bolívar; en aquella linda ciudad, capital de la República Islámica de Irán, de la antigua Persia y en la calle mucha gente y el mismo brillo y allá hablan ruso y aquí hablan el persa y más acá hablan en español o hablamos el español, pero es el mismo brillo, es el mismo brillo, es la misma fuerza.

Y luego una pasada por Qatar y la ocasión de conversar con un extraordinario periodista árabe en esa estación de televisión que más que estación de televisión es un símbolo de dignidad Al Yassera, que recorre el mundo árabe y es un ejemplo, yo soy muy amigo, pero que casi hermano del Emir, Hamad Al-Thani, el Emir de Qatar. Yo bromeaba con el Presidente Khatami del Irán porque estábamos firmando unos convenios de cooperación y estaba haciéndose un poco tarde y le dije: Yo me tengo que ir porque el Emir de Qatar me ha invitado a un cena, tengo que llegar a tiempo, sino es capaz de cumplir su amenaza el emir ¿cuál es la amenaza? Él dice que tiene un solo misil, uno solo y lo maneja el mismo y la amenaza es que si yo, Hugo Chávez voy por esos lares y no paso por Qatar me dispara el misil, es una amenaza de hermanos, así que es un compromiso, yo cada vez que paso por allá llego a Qatar, todos esos países son bellos países, de pueblos profundos y una cultura infinita y quieren mucho a estos pueblos de América Latina.

Bueno yo le decía al Emir de Qatar ayer que los pueblos del mundo lo deben reconocer a él haber creado y me imagino cuántas presiones estará, habrá recibido y estará recibiendo aquel país que además es en tamaño geográfico muy pequeño y a pesar de esas presiones sin embargo allí está Al Yassera y la están repotenciando, en fin esos recorridos por el mundo y esos contactos con gentes, con hombres de muchas luchas, mujeres de muchas luchas, jóvenes, casi niños lo que hace es confirmar esta idea, estamos en tiempos de ofensiva y este evento a pesar de su consigna defensiva, sin embargo está cargado con un profundo y poderoso signo ofensivo, nosotros estamos en el ataque por la humanidad, en la ofensiva para defender esta humanidad, esta bella humanidad.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Era Unamuno el que decía que no importaba, que lo más importante no era ser cristiano sino vivir en la cristiandad, es decir que se ese sufijo “ad”, había que llenarlo, que vivir en la cristiandad era ir haciéndose uno mismo alma y carne en los principios de cristo, es decir de la igual social, de la justicia social, único camino a la paz, nunca se me olvida hace ya 10 años, en la universidad de La Habana fue la primera vez que fui a Cuba y estuvimos allá en un evento con los estudiantes y después de haber dado algunas palabras estaba Fidel Castro presente, él responde, yo venía saliendo de prisión apenas unos meses atrás, pero ya andábamos en la ofensiva y andábamos lanzando líneas generales de la estrategia constituyente y del pensamiento matriz de esta revolución. Bolívar, el bolivarianismo y así lo dije allá en La Habana y recuerdo a Fidel cuando respondió mis palabras, en gesto que me honró muchísimo aquella noche y Fidel Castro dijo, ustedes, no comienza diciendo: Nosotros aquí, la lucha por la igualdad, por la justicia social la llamamos socialismo, ustedes allá en Venezuela la llaman bolivarianismo, estoy de acuerdo, y agregó: Es más si la llamaran cristianismo también estoy de acuerdo.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Una noche discutíamos sobre Cristo, yo soy muy cristiano y desde la noche aquella que me iban a fusilar y le vi el rostro a “la pelona” como dicen allá en mi pueblo y Dios metió su mano entonces soy más cristiano porque yo andaba con esta cruz azul y este Cristo me aferré a él y dije: me tocó morir aquí y aferrado a él y luego un rayo de cosas que me salvaron la vida, entonces desde ese día soy más cristiano, una madrugada allá en La Habana discutíamos sobre Cristo y yo le mostré a Fidel mi Cristo este que cargo, al final casi cuando estaba rayando el sol me dijo: Chávez yo soy cristiano está bien, me dijo, yo soy cristiano, pero en lo social.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Bueno le dije me basta, hay que ser cristiano precisamente en lo social, en la cristiandad, llenar decía Unamuno de alma y de carne en Cristo; igual pudiéramos decir de humanidad, el sufijo Humano-ad, Humanidad, la humanidad se trata de vivir en el día a día haciendo alma y carne con lo humano lo verdaderamente humano, vivir en lo humano, llenar el vacío o llenar los vacíos con sentimiento y acciones profundamente humanas, los valores del ser humano y el valor sublime, el amor, no hay otro valor supremo o superior al amor.

En defensa de la humanidad tenemos que comenzar en llenarnos de humanidad para poder defender la humanidad, tenemos que ser nosotros los defensores de la humanidad profundamente humanos sino no podremos defender ninguna humanidad.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Y menos irnos al ataque por ella, a la ofensiva por ella, creo que eso es uno de los más grandes retos que hay ahora mismo en el mundo, comenzando por nosotros mismo, llenarnos de humanidad, hacer carne, nervio, músculo, alma y cuerpo, la humanidad, lo humano.

Era Nietzsche el que hablaba del súperhombre aquel; tesis yo creo que fue un  poco tergiversada luego como a Marx le tergiversaron y muchos estudiosos de Marx que solo tergiversaron el marxismo, de Trotski que sólo tergiversaron el trostkismo; en mi criterio Nietzsche planteaba era la necesidad de ser profundamente humano, el hombre decía Nietzsche, debe ser el puente entre el animal  el súperhombre, yo lo veo algo así como lo que dijo el Che, en El Hombre Nuevo, cuando dijo: El revolucionario, el escalón más alto de la especie de la humana, seamos revolucionarios verdaderos y seremos profundamente humanos, seamos crísticos y seremos profundamente humanos.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: En fin sólo ideas en este acto de instalación, de este maravilloso primer evento mundial internacional de pensadores, de escritores e intelectuales, creadores en defensa de la humanidad. Ahora retomando la idea de ese brillo en los ojos, de esa fuerza que uno percibe de norte a sur y de este a oeste por todas partes del planeta, es unos sitios más en unos sitios menos pero ahí anda esa fuerza, hay como un resurgimiento, como un renacimiento moral, humano, político ¿a qué se deberá eso? a qué se deberá que los indígenas de Bolivia hayan surgido de las catacumbas y anden estremeciendo aquella tierra el sueño de la utopía bolivariana lo dijo Simón Rodríguez cuando fundaron Bolivia en 1825, la utopía de Tomás Moro aquí esta, le decía él a Simón, le decía él a Sucre, aquí está la utopía de Tomás Moro es Bolivia conseguimos la utopía, hagámosla en esta tierra.

Por qué los indígenas del Ecuador han salido igual de las catacumbas, sin duda que esta idea que voy a mencionar ahora mismo, se que es muy discutible y forma parte de las visiones del mundo de hoy, creo que debemos discutirla bien para llegar a una mejor precisión  aproximarnos a la verdad verdadera, hay quienes dicen por ejemplo que el imperio norteamericano está hoy más fortalecido que nunca y que su propuesta avanza por el mundo y se impondrá en el mundo o se está imponiendo en el mundo y realmente uno oye esas expresiones y quienes la defienden esa idea pudieran realmente esgrimir hechos, consideraciones, fenómenos muy objetivos, sin embargo yo creo otra cosa creo que, por supuesto nadie puede negar el poder del imperio, la fuerza militar del imperio, la fuerza económica del imperio, pero igual creo que tiene en su interior en desarrollo una crisis, un conjunto de crisis que difícilmente podrán ser detenidas como un cáncer en evolución, creo que sería aventurado estar adelantando como que flechas del tiempo para imaginarnos cuando pudiera aflorar una crisis grande profunda, terminal. Pero hay que recordar algo, todos los imperios así como comenzaron así terminaron, no hay imperios eternos.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Ahí está el caso de Irak, las apreciaciones que uno pudo recoger por allá por el Medio Oriente y por Rusia igual, indican que la situación en Irak es mucho, mucho, mucho más complicada para las fuerzas de los Estados Unidos y sus aliados de lo que aparece en las pantallas de CNN, muchísimo más complicado.

Alguien me dijo allá en Golfo Pérsico conocedor de la realidad que han caído en un pantano, que las arenas de Irak son arenas movedizas y que ahora nadie sabe cómo saldrán de allí, nadie o nosotros por supuesto no queríamos esa guerra ni la queremos, hemos pedido desde el comienzo y hemos dicho desde el comienzo que el terrorismo no se puede combatir con más terrorismo.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Pero ese es uno de los fenómenos que pudiéramos esgrimir para sustentar un análisis o el análisis de esta tesis a la que me estoy refiriendo o el mismo caso venezolano digno de evaluar lo que aquí ha venido ocurriendo en los últimos 4, 5 años, el gobierno de Washington preparó un golpe de Estado, ya están saliendo hasta los documentos desclasificados de la CIA y quiero saludar a Eva Gollinger que está por allá esta valiente abogada que ha estado investigando y extrayendo documentos, el aplauso de Venezuela y del mundo para esta valiente mujer estadounidense.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Fíjate que en el caso de Chile pasaron varias décadas para que pudieran salir los documentos probatorios de como la CIA, es decir el gobierno de los Estados Unidos planificó, dirigió el golpe de Estado contra el compañero Presidente Salvador Allende, sin embargo qué cosa, han pasado apenas 2 años y un poco más y en el caso de Venezuela ya están surgiendo documentos, que ya está conociendo el mundo entero de como la CIA, eso lo sabíamos sólo que no había documentos visibles, ahora están los documentos, una semana antes del golpe de Estado la CIA, pus sabia lo que iba a ocurrir, pero con lujos de detalles, serán detenidos el Presidente Chávez y 10 oficiales más y les tacharon los nombres, pero tenían hasta los nombres, ahora el colmo del cinismo es que un vocero del departamento de estado ha dicho ante la evidencia de los documentos, de que, ellos me dijeron a mi que venia un Golpe vaya usted a ver qué cinismo, que cinismo, así lo dijo Martha, le avisamos al Presidente Chávez lo que venia, allá él que no hizo nada, no les digo una mala palabra porque estamos en Cadena Nacional de Radio y Televisión y no debo ser yo mal educado.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Ahora, me preguntaba por cierto el periodista Faisal, se llama de Al Yassera, Andrés hay que buscar ese programa a ver cuando ellos lo autoricen para transmitirlo acá, verdad, creo que fue una buena entrevista, un buen periodista ahí en Doha, él ,me preguntaba sobre el caso Venezuela, algo así como, me preguntó algo así como cuál es la formula, cuál es la formula porque los Estados Unidos trataron de barrerlos con un golpe, fracasaron, luego trataron de desestabilizar al país para producir una implosión desde el punto de vista social, económico, el sabotaje a Pdvsa, el terrorismo, fracasaron, luego trataron de imponernos la Carta Democrática, fíjense ustedes invitados y amigos del mundo, yo fui derrocado por 2 días, es la dictadura más fugaz de la historia de los siglos.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Una dictadura fugaz. Yo recuerdo que cuando salí preso en la noche de ese día terrible el 11 de abril yo fui a vestirme de campaña, cuando vi que venia un Golpe y subí a mi habitación y me cambie de uniforme y recuerdo que abrí una neverita que tengo allá y me tomé un Gatorade, para fortalecer y vi que me quedaban 3 y 2 jugos, 2 jugos de pera que me gusta mucho el jugo de pera y luego me fui, me llevaron preso, bueno, cuando regresé estaban igualito ni siquiera un jugo de pera tuvieron tiempo de tomarse, estaba intacto los jugos de pera, ni siquiera.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Luego, trataron de aplicarnos a nosotros la carta democrática es decir el golpista no era Carmona sino Chávez había tumbado a Carmona, Chávez tumbo a Carmona como era un gobierno democrático de transición vino Chávez y tumbo a Carmona, esa era la lógica que ellos tenia allí, fracasaron, conseguimos el apoyo sólido de la mayoría de los países de América Latina y del Caribe, nunca olvidaremos nosotros la solidez de la Caricom por ejemplo, el Caribe.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: A pesar de que casi todos son países de poco tamaño, hablando geográficamente de grandes debilidades económicas sin embargo que dignidad como un solo país se pusieron de pie los hermanos de Caricom y casi todos los gobiernos de América Latina con muy pocas excepciones que las conoce el mundo,  pero que no recoge los sentimientos de sus pueblos, también fracasaron, luego todo aquel plan de la Guarimba el caos social y la violencia también fracasaron y luego la última jugada, la última jugada que yo le comentaba al presidente Putin, buen amigo, estábamos hablando, estábamos en pleno conflicto que hay allá en Ucrania, qué paso en Ucrania, ah bueno la diferencia en voto fue muy pequeña y pareciera que esa es la última moda que han conseguido en Washington para desestabilizar el gobierno y procesos, tratar de que los procesos electorales terminen con muy poca diferencia para desconoce a quien ellos no le convenga, eso trataron de hacerlo aquí, con el referéndum sólo que le dimos nocaut fulminante y ganamos 60% de votos.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Y tengan ustedes la seguridad que comenzaron a trabajar pensando en el 2006, en las elecciones presidenciales para tratar de lograrlo en el 2006, por eso es que hemos dicho que en el 2006 en diciembre dentro de 2 años les vamos a ganar por 10 millones, vamos a sacar 10 millones de votos, ese es un reto que tenemos aquí.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Así que las patrullas, ¿dónde están los patrulleros aquí?, aja, las patrullas no deben desactivarse, ni las unidades de batalla electoral ¿ustedes son de la patrullas? ¿De qué patrulla eres tú? , las patrullas electorales ahora son patrullas sociales, de batallas sociales, en cada esquina, en cada barrio, en cada pueblo, pero en fin me preguntaba Faisal, ¿cuál es la formula pues? yo le hacia algunos comentarios, puede haber varios, si el amor es fundamental.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: El amor a la patria nuestra, el amor a nuestra patria, el amor a lo que hacemos, la dedicación, pero claro que eso debe tener concreciones, es como la ecuación y hay una serie de elementos de la ecuación, uno de ellos es la conciencia de un pueblo, eso es fundamental, un pueblo conciente y la conciencia se deriva entre otras cosas del conocimiento, el conocimiento, un pueblo conciente, pero además un pueblo organizado, organizado, un pueblo unido, un pueblo lleno de coraje, lleno de amor, nuca se nos olvidara a nosotros como salió nuestro pueblo con su Constitución en alto el 12 de abril, el 13 de abril a barrer la dictadura.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: A barrer la tiranía, pero yo le agregaba otras cosas a esta respuesta al periodista Faisal de Al Yassera y es una de las cosas que ruego a ustedes honorables visitantes presten atención en Venezuela y que ya motivó buena parte de la conversación en Madrid aquella noche con los intelectuales, apareció un chileno allá un compañero chileno apareció y me habló de Allende y me dijo, no recuerdo el nombre de aquel compatriota chileno me dijo yo trabaje con Allende fui su asesor, estuve en el palacio de la Moneda y me dijo ¿saben? Nuestro presidente me dijo, no era soldado Chávez, tu eres soldado y fíjate nuestro presidente se puso un casco de soldado agarro la ametralladora que le había regalado Fidel Castro y salió a batallar como soldado y me dijo aquel amigo en Madrid hace unos días es que mi presidente no consiguió ni un regimiento que lo defendiera y él mismo se hizo su propio regimiento, su casco y su ametralladora y se inmoló.

¡Ah! Eso fue muy lamentable, muy doloroso. En cambio aquí a los golpistas se les puso ronca la garganta de dar órdenes, a los soldados venezolanos de disparar contra el pueblo “¡Disparen contra el pueblo!” Decían en Fuerte Tiuna “¡Dispárenle a esa chusma!” decían y para gloria de los soldados de Simón, ni de un solo fusil ni de un solo soldado salió una bala contra el pueblo de Venezuela aquellos días memorables.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Se cumplió aquello que cantaba Alí Primera y que nosotros oíamos mucho cuando éramos jóvenes soldados, en los cuarteles: “Soldado vuelca el fusil / contra el oligarca” cantaba Alí Primera, se volcó el fusil contra el oligarca aunque tampoco hizo falta que los fusiles dispararan contra el oligarca sólo que lo pusieron en su sitio, lo pusieron en su sitio.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Y lo han puesto en su sitio. Entonces, he allí otro elemento importante, al menos para los pueblos de América Latina. La unión del pueblo, la unión del pueblo con sus militares porque en nuestra América Latina sabemos cómo ha sido, nefasta tradición, que cuando los pueblos ocupan su espacio, cuando los pueblos consiguen el camino lo abren y colocan delante un líder verdadero; entonces la oligarquía o las oligarquías de cada país comienzan a buscar el gorila comienzan a buscar el gorila para atropellar a su propio pueblo.

En fin, vuelvo a la idea central para decir que a pesar del poder del imperio, a pesar de la fuerza que conserva y conservará sin duda por un tiempo, nosotros no podemos dejarnos apabullar, nosotros no podemos retroceder. Decía Gaitán el Gran Colombiano “Siempre adelante, nunca atrás y lo que ha de ser pues que sea” el Gran Gaitán.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Jorge Eliécer Gaitán. Ahora, cómo hacer para darle cohesión a un movimiento de ofensiva internacional, hay que recordar aquel debate que había entre Stalin, Trostki, el tema aquel de la internacional y todo aquel debate, voy a iluminar este momento ese debate, yo estoy convencido y se que ustedes estoy seguro también, que aquí no hay soluciones nacionales.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Nos están tratando de imponer la fórmula de la globalización en su concepto fase más salvaje el neoliberalismo, el problema es mundial y la solución trasciende la frontera de cualquier país, por eso yo no quiero extender más estas palabras y abusar del tiempo de ustedes, yo tomo la expresión del hermano Pablo quien nos ha dicho aquí cómo hacer para que este evento tenga impacto en la realidad que nos reclama y él mismo ha dicho, ha propuesto una red, yo se que hay personas que tienden a la individualidad hay que respetar eso, tienden al recogimiento y hay que respetarlo, pero creo que debemos tratar de insuflar en todos el animo “el elán vital” Darcy Ribeiro, el “elán vital”, encender en nosotros “el elán vital”, para ir a dar esas batallas.

Una red decíamos conversando con Farruco esta mañana yo le hacía alguna consultas y ya yo traía la idea sin elaborar y me alegre mucho de oírle a usted, eminente amigo lanzarla, así que ni siquiera es una propuesta de Hugo Chávez y que bueno que no sea de Hugo Chávez, la trajo Pablo González Casanova y la ha lanzado.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Una red de enlaces, un grupo de enlace, un comité de trabajo, Caracas se ofrece para ser sede de ese grupo y para apoyar con todo lo que podamos apoyar la creación de una red internacional de pensadores, de intelectuales, decía José Martí: El intelectual necesario es el intelectual orgánico, orgánico porque está compenetrado con sus pueblos, con su momentos histórico, con su realidad, intelectual orgánico y fíjense que apenas nosotros vamos a clausurar este maravilloso evento el domingo por la tarde, con un concierto donde estaremos oyendo a Pablo Milanés entre otros cantores y cantoras, me alegro mucho además que ustedes compañeros del mundo vayan a visitar Venezuela hacia el interior del país, a los barrios de Caracas, estaba viendo la programación hoy y es una programación bastante intensa, mañana van a estar en mesas de trabajo, pasado mañana se van a las regiones que si al Amazonas, que si a Barinas, que si a Miranda, que si al Zulia, que si a los barrios de Caracas, a mirar a oír a un pueblo que allí está, rescatándose así mismo, llenándose de humanidad, llenándose del sentido de lo humano, el pueblo venezolano que es el pueblo de ustedes también y hermano de todos los pueblos a los que ustedes pertenecen.

Luego vendrán a mesas de trabajo el día sábado y en domingo la plenaria de conclusiones, yo tengo la firme aspiración de que en la conclusiones una de ellas sea la conformación de esa red o como se llame, un movimiento mundial para la batalla de las ideas, el modelo neoliberal se hunde y es parte de la idea que mencioné hace un ratito cuando hablé del imperio, creo que incluso el uso brutal de la fuerza para tratar de imponer el modelo neoliberal es una de las evidencias más grandes y notorias de su gran debilidad.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Cuál es la razón del fenómeno argentino, hay que ver aquella noche cuando tomó posesión Néstor Kirchner  y fuimos allá y Fidel estuvo en una universidad, Buenos Aires se desbordó, los Barrios de Pie, los Piqueteros, las mujeres, los jóvenes era un remolino Buenos Aires, recuerdo que hablamos Fidel y yo como casi siempre en esas reuniones hasta las 4 de la mañana, íbamos saliendo y allá fuera en la calle con un frío que llegaba hasta los huesos un grupo de muchachos gritando consignas y hasta allá nos llegamos los dos ¿qué hacen ustedes aquí a esta hora 4 de la mañana? Bueno estamos contentos, estamos felices, están pasando cosas en el mundo, por qué se levantó el pueblo argentino y está levantado ahí, no se va a echar de nuevo, estoy seguro, por qué, producto precisamente el estruendoso fracaso de la formula neoliberal que a La Argentina se la aplicaron lamentablemente casi que con la formula completa, una sobre dosis creo incluso de neoliberalismo le aplicaron al hermano pueblo argentino, y qué pasa en Brasil, cualquiera puede confundirse, que somos fenómenos individuales no, yo oí a Saramago que cómo lamento no haber estado aquí esos días que estuvo Saramago con nosotros, pero desde allá vi algunas cosas y oí algunas cosas y Saramago dijo en una entrevista, en una conferencia, voy a decir algo que a lo mejor no le va a gustar al Presidente Chávez, aunque luego dijo no, no, estoy seguro que no lo va a disgustar porque creo que el está conciente aún cuando no nos conocemos personalmente aún, pero dijo una gran verdad no es Chávez, no es Chávez, ni es Lula, ni es Kirchner, son los pueblos que están allí, son los pueblos que se han levantado, esa es la verdad ; y ay, ay de aquel dirigente o líder como se llame, llevado por el pueblo que no esté a la altura del pueblo, le pasa por encima, por encima le va a pasar, porque son pueblos que se cansaron ya y se han levantado, es una nueva oleada que recorre este continente y que creo que se asoma en otras partes del mundo, pero América Latina está recorrida de norte a sur por una oleada, como hace 200 años y hace 100 años porque han sido varias oleadas las que han recorrido este continente, oleadas de pueblos, levantados contra imperios, contra imperialismo, hace 100 años, bueno eran Pancho Villa, que se atrevió a meterse para allá, Zapata, Sandino y hace 200 eran Miranda, Bolívar, San Martín, Martí hace 100 y un poco más, pero henos aquí somos los mismos como el indio aquel que dijo hoy muero, pero alguna día volveré hecho millones, somos los mismos aquí estamos, nunca se fueron, nunca nos fuimos, somos los pueblos de este continente, los pueblos indios, negros, ligados con lo europeo; lo criollo, aborigen, con lo africano, América Latina y de lo que ocurra en América Latina en los próximos años o lo que ocurra en América Latina en los próximos años, puede impactar poderosamente todo el planeta.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: En defensa de la humanidad, ahora yo quiero unir la propuesta de Pablo González Casanova, con otra idea que estábamos discutiendo en Trípoli fue con Daniel Ortega, el comandante Ortega a quien invite, yo a quien veía por ahí lo invitaba para el evento este, me dijo que llegaba mañana Daniel o esta noche a todo el mundo invité a Khadafi, le dije mira hay un evento allá porqué no llevas el libro verde y lo expones allá en el evento de Caracas. Ahora, en Irán, en Teherán fui a visitar la sede de una organización popular que me decían nació antes de la revolución y ahora bien importante se convirtió en una organización popular para la producción, la economía popular; son los comités de apoyo del Imán Khamenei, desde allá, desde la era de Khamenei, ahora lo que hacen es sembrar, procesar, hacer alfombras, trabajar, además con entrenamiento militar para defender su revolución.

Bueno, entonces con Daniel estábamos comentando algunas cosas y yo informándole de este evento y del que viene el lunes, porque el domingo clausuraremos Dios mediante este evento con las conclusiones aquí mismo creo que va a ser y luego el concierto, pero el lunes al mediodía antes de irme a Ayacucho a la Cumbre Suramericana que creo que va a estar muy interesante esa Cumbre de los presidentes de Suramérica para celebrar los 180 años de aquella batalla de Ayacucho, el lunes vamos a inaugurar otro evento internacional el congreso Bolivariano de los pueblos y ahí vendrán representantes de distintas corrientes sociales y políticas del continente, indígenas, trabajadores, hombres, mujeres, estudiantes, militares en retiro es una idea que venimos trabajando desde el 94, inspirados en la convocatoria de Bolívar al Congreso Anfictiónico de Panamá, el congreso de los pueblos, pues muy bien a mi me parece que es un coincidencia extraordinaria, no se planificó de esta manera, pero así terminó siendo este Diciembre, este comienzo de Diciembre comienzo del mes de la Navidad. Que bueno, que quede de este grupo de intelectuales y de hermanos y hermanas del mundo, un comité con una red que además debe ir creciendo cada uno debe llevarse, cada una debe llevarse el compromiso de ir creciendo en ideas en discusión allá y más allá y luego, del evento del Congreso Bolivariano de los Pueblos, debe surgir también el Congreso permanente de los pueblos, es decir, una red de fuerzas sociales y políticas.
Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Que sea capaz de mover millones de hombres y mujeres a lo largo del continente, y por qué no más allá, en la reunión que hacíamos en Madrid con las comisiones obreras había tanta pasión allí que le propuse a los líderes obreros de la izquierda española, que ahí estaban y a los trabajadores, les dije: Bueno, pero vamos a aliarnos los trabajadores de la España y de la Europa con los trabajadores de la América Latina y por qué no, también con los trabajadores de los Estados Unidos también hay muchas fuerzas aliadas en territorio norteamericano, aquí hay delegados de los Estados Unidos.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: En fin, una red de pensadores aún cuando todos somos pensadores ¿no? Todos somos pensadores, pero bueno intelectuales los trabajadores son pensadores también y los indígenas ¡Cómo piensan! Y a veces más que nosotros, para sobre vivir hay que pensar más, hay que ser más hábil para sobrevivir y haber batallado tanto.

Pero en fin, una red de escritores, de intelectuales para la batalla de las ideas y un Congreso Permanente de los Pueblos y por qué no, ese Congreso Permanente de los Pueblos puede abarcar, puede enlazar corrientes populares políticas de Europa, de Asia, de África, de toda América un movimiento internacional y ambos enlazados porque no hay ninguna ideología o ningún pensamiento que no tenga la necesidad de alimentarse desde las bases, desde las raíces como el árbol como las ramas de los árboles, como las frutas esa tendencia elitesca del pensamiento, que no es la nuestra, es conservadora generalmente casi siempre contra revolucionaria. Un pensador revolucionario tiene que alimentar su pensamiento con la realidad de los pueblos, debe alimentarlo con la sabiduría de los pueblos, decía Bolívar “Creo más en los consejos del pueblo que en los consejos de los sabios” dijo un día Simón Bolívar.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: “Creo más en los Consejos del pueblo que en los consejos de los sabios”.

En fin, para defender la humanidad continuamos llenándonos de amor, de humanismo de un nuevo humanismo y para ir a la ofensiva para salvar la humanidad organicemos una red de pensadores y de pensamientos que vayan conformando fuerza crítica, creadora, transformadora.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Que vayan conformando lámpara o antorchas, se requiere un nuevo tipo de pensamiento. Estaba leyendo Abel, Fidel y todos los compañeros cubanos por allá en Madrid leyendo, leyendo cosas y un viejo libro, no tan viejo un libro del año ’92 me llevó a prisión, escrito por un chileno, creo que es chileno Sergio Marras, “América Latina: Marca registrada” se llama ese libro lo cargo conmigo siempre, hay entrevistas un grupo de pensadores de intelectuales en aquel año ’91-´90 y ahí hay una entrevista hecha a Roberto Fernández Retamar y Fernández Retamar enfoca el tema del pensamiento, el nuevo pensamiento, yo voy a tomar esa idea para lanzarla aquí, realmente ante este resurgimiento de cosas y de movimientos se requiere un nuevo pensamiento cuál es, cuál es, aún no está definido, necesario es que hagamos esfuerzo para definirlo mejor, dice Fernández Retamar, algo que yo tomo de él, repito, él propone que ese nuevo pensamiento sea llamado la democracia revolucionaria o el democratismo revolucionario digo yo pensando en esas cosas, pudiera eso iluminar algo el debate, claro que el pensamiento tiene que ser diverso, tiene que ser diverso, rico, pero pareciera que hacen falta factores comunes como en una fórmula, un factor común que unifique la diversidad de formulas, de polinomios y de pensamientos, pareciera que los mundos, o el  mundo de hoy que los pueblos de hoy claman por democracia revolucionarias, pensemos, pensemos en las democracias revolucionarias como un elemento para alimentar el debate y la construcción del nuevo pensamiento o de las nuevas corrientes de pensamiento, necesarias para impulsar, para iluminar estas batallas que apenas están comenzando, aquí en Venezuela modestamente pues hemos hecho un esfuerzo de pensamiento y de acción, de acción reflexiva y de  reflexión activa sobre la misma marcha con Bolívar por delante, Bolívar y su planteamiento, primero de una república, de moral y de luces Bolívar el humanista, Bolívar el que dijo que el sistema de gobierno más perfecto es aquel que debe darle a su pueblo la mayor suma de seguridad social, la mayor suma de estabilidad política y la mayor suma de felicidad posible,  Bolívar el revolucionario, Bolívar el Quijote.

Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: Bolívar el que concibió la unión del sur, Bolívar el que alertó acerca de la amenaza norteamericana apenas era 1825, 1826 y ya Bolívar andaba diciendo cuidado, cuidado que un nuevo imperio pudiera venirse sobre nosotros, 1828, aquella frase profética lamentablemente, los Estados Unidos de Norteamérica parecen destinados a plagar la América de miserias a nombre de la libertad, Simón Bolívar, 1826, 1828.

Igual que Martí y he ahí la grandeza de Bolívar y de Martí como pensadores, no sólo como soldados y mártires, sino pensadores que trascendieron su tiempo porque Martí recoge a Bolívar y lo lanza allá al siglo XX, Bolívar y Martí alertaron de la amenaza del imperio norteamericano fue Bolívar obviamente el primero,  precursor del anti imperialismo en América, dice Francisco Pividal el insigne cubano, ese es nuestro Bolívar, el autentico Bolívar el que aquí ha resucitado como dijo Neruda imaginándose en Madrid una mañana larga en la boca del quinto regimiento, mirando el cuartel de la montaña y le dijo; “eres tú padre, o no eres, o quién eres” y dice Neruda que Bolívar le dijo “Sí, soy yo hijo, pero despierto cada 100 cien años, cuando despierta el pueblo”. Bienvenidos hermanos, bienvenidas hermanas, buenas noches, muchas gracias.

Tomado de Red en Defensa de la Humanidad- Cuba/ Foto de portada: Semana. 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: