Las Malvinas son argentinas, un reclamo histórico (III)

Por José Luis Méndez Méndez (*)/ Colaboración Especial para Resumen Latinoamericano.

El líder histórico de la Revolución Cubana, Fidel Castro Ruz, se reunió el sábado 11 de febrero de 2014, por espacio de nueve horas, con un grupo de intelectuales de 22 países en su mayoría asistentes a la Feria Internacional del Libro de La Habana, para reflexionar sobre algunos de los problemas más acuciantes de la humanidad sobre todo aquellos que amenazaban entonces su existencia.

En ese marco y con la presencia del Premio Nobel argentino, Adolfo Pérez Esquivel, se trató el legítimo reclamo sobre las Islas Malvinas. El líder expresó: “A Gran Bretaña “no le queda más remedio que negociar” con Argentina “e irse” de las Islas Malvinas,Es tan descarado lo que han hecho: hasta mandaron un barquito, un destructor, un helicóptero con un príncipe que es piloto”, dijo a los 117 intelectuales, escritores y científicos.

“No tienen nada que hacer ahí. Irse es lo único que les queda”, al señalar que “ya no está ahí (en el poder, el dictador chileno Augusto) Pinochet”, quien fue el que los “ayudó” en “su última guerra contra Argentina”, la de las Malvinas, en 1982. “La situación no es de guerra, pero hay que presionarlos”, añadió el líder histórico.

Subrayó, que los británicos “están desesperados, y así reaccionaron cuando Uruguay vetó” en septiembre pasado “la entrada del barco británico con bandera de las Malvinas”, que pretendía abastecerse en el puerto de Montevideo en viaje hacia la Islas, una actitud que agradeció el gobierno argentino.

Se refirió al conflicto desatado entre Argentina y Gran Bretaña, por la decisión británica de enviar a la zona de Malvinas un moderno destructor, y por la llegada del príncipe Guillermo, segundo en la línea de sucesión al trono británico, para una misión como piloto de búsqueda y rescate de la Fuerza Aérea Real. La Argentina denunció a Gran Bretaña en la ONU por la “militarización” del Atlántico Sur.

Esta fue la visión solidaria del  exmandatario cubano, sobre esta demanda legítima, que cada año es recordada y para ello se instituyó en la Argentina, el 2 de abril como el Día del Veterano y de los Caídos en la Guerra de Malvinas.

Creado por la ley 25.370 de noviembre del 2000, desde junio de 2006 es un feriado nacional inamovible, por lo cual no podrá ser trasladado al lunes anterior o siguiente para conformar un fin de semana largo. La elección de esta fecha se debe a que el 2 de abril de 1982 las Fuerzas Armadas Argentinas desembarcaron en las Islas Malvinas con el objetivo de recuperar ese territorio, arrebatado por fuerzas británicas en el año 1833.

Desde marzo de 1983 existía el feriado del 2 de abril con el nombre de Día de las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur, creado por la ley 22.769 y trasladable al día hábil siguiente cuando coincida con una festividad religiosa. Esa celebración posteriormente se cambiaría al 10 de junio conforme decreto 901/84.Asimismo, la ley nacional 24160 de 1992 declaró al 2 de abril como Día del Veterano de Guerra.

 

(*) Escritor y profesor universitario. Es el autor, entre otros, del libro “Bajo las alas del Cóndor”, «La Operación Cóndor contra Cuba» y «Demócratas en la Casa Blanca y el terrorismo contra Cuba». Es colaborador de Cubadebate y Resumen Latinoamericano.

Foto de portada: Marcos Brindicci/ Reuters. 

Vea también

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: