“El derecho a vivir sin bloqueo”: Oxfam presentó su informe sobre los impactos de la política exterior de Estados Unidos hacia Cuba en tiempos de pandemia

Compartir

Por Laura V. Mor/ Resumen Latinoamericano Corresponsalía Cuba. Fotos: Yaimi Ravelo.

La Habana, 25 de mayo de 2021.- ¿Qué ha significado vivir la actual crisis sanitaria en un país bajo un bloqueo económico, comercial y financiero?” se pregunta  el informe “Derecho a vivir sin bloqueo: Impactos de las sanciones de Estados Unidos en la población cubana y la vida de las mujeres”, el cual fue presentado en la mañana de este martes en el Centro de Prensa Internacional de la capital cubana por Elena Gentili, Directora de Oxfam.

Elena Gentili, Directora de Oxfam en Cuba.

Gentili explicó que este informe toma como base un estudio del Centro de Investigaciones de la Economía Mundial (CIEM) que refleja los alcances de la crisis sanitaria mundial provocada por la pandemia de Covid-19 en un país como Cuba, que cuenta con un bloqueo económico, comercial y financiero impuesto unilateralmente desde 1962 y que recae sobre los 11.209.628 de residentes en el país en cada aspecto de su vida cotidiana.

El bloqueo, según reconoce el informe, “le impone duras limitaciones a la nación caribeña, con efectos extraterritoriales que entorpecen sus relaciones con terceros países y afectan el bienestar de las cubanas y los cubanos”.

El estudio se centra en la dimensión humana, aportando testimonios sobre el impacto de estas medidas coercitivas contra Cuba en la vida de cubanos y cubanas; aunque, según detalló, pone su énfasis en las mujeres; ya que –según revela- el 78% de las niñas y mujeres en Cuba nacieron bajo la existencia el bloqueo.

El objetivo del estudio, explicó la Directora de Oxfam, es buscar la cara humana de las afectaciones de las medidas coercitivas contra Cuba, razón por la que se adentra en sectores con una elevada presencia de mujeres, como la salud (donde representan el 71% de los profesionales), la educación (con un 60% de presencia femenina) y la biotecnología (con un 53% de mujeres trabajando en ciencia e innovación tecnológica y un 84% en laboratorios clínicos y de biotecnología), que dan cuenta en primera persona de la experiencia de vivir y trabajar bajo un bloqueo feroz.

El informe también detalla los pormenores de las más de 240 medidas contra Cuba dispuestas durante la administración Trump, 55 de las cuáles se tomaron en el contexto de la pandemia de COVID-19 y su correspondiente crisis sanitaria global.

Desde hace más de un año, esas sanciones representan un freno real para adquirir ventiladores pulmonares mecánicos, mascarillas, kits de diagnóstico, reactivos, jeringuillas para la vacunación y otros insumos necesarios para el manejo de la enfermedad de la COVID-19”, indicó Gentili.

Oxfam recomendó al actual gobierno de Estados Unidos un giro en la política hacia Cuba, cuestión a la que la nueva administración no ha otorgado prioridad pero que, sin embargo, fue parte de su campaña presidencial; a la vez que hizo un llamado a los países miembros de la ONU para que se sumen a políticas más proactivas contra estas medidas coercitivas que sufre el pueblo cubano día a día, aún en un contexto global de pandemia y su consecuente crisis económica.

La existencia del bloqueo “contradice lo que es más urgente y necesario hoy: salvar vidas humanas y proteger los derechos de la ciudadanía”, sintetiza el informe.

Luego de casi seis décadas de sanciones, cuatro años de medidas aún más restrictivas hacia Cuba y una crisis global de salud como lo es la actual, es urgente un giro en la política de Estados Unidos hacia Cuba y que sea efectivo ese “derecho a vivir sin bloqueo” de una vez por todas.

VEA EL INFORME COMPLETO AQUÍ

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario