La CIA desnuda su fracaso: Imprimió moneda de plata anticipando rotundo triunfo en invasión a Cuba en 1961

Compartir

Por Randy Alonso Falcón.

La Agencia Central de Inteligencia ha sido hoy el hazmerreir de las redes sociales digitales. El todopoderoso ente del espionaje y la subversión estadounidense ha hecho público en su sitio web una reliquia de su prepotencia: una medalla de plata que anticipaba el triunfo de la invasión mercenaria por Bahía de Cochinos, al sur de Cuba, en 1961.

La moneda que se acuñó anticipadamente para celebrar una victoria nunca lograda presenta un contorno de Cuba con un invasor que avanza más allá de un combatiente de las fuerzas revolucionarias cubanas caído en el suelo en primer plano y la frase «No habrá fin más que la victoria». El reverso muestra de manera destacada una cruz, un escudo y la bandera de Cuba, que era el símbolo de la Brigada mercenaria,  con las frases en inglés «Cruzada por la Libertad de Cuba» y nuevamente «No habrá fin más que la victoria» (sic).

Como describe el propio sitio de la CIA: «El presidente Dwight Eisenhower ordenó a la CIA que derrocara el régimen de Castro. El plan acordado en última instancia, entrenar y armar a los exiliados cubanos para invadir Cuba en Bahía de Cochinos, llegó a la fase de combate en abril de 1961 bajo la administración de John F. Kennedy. La invasión fue un desastre absoluto; Las fuerzas militares de Castro capturaron o mataron a la gran mayoría de la fuerza de invasión en tres días».

Los integrantes de aquella Brigada invasora capturados en suelo cubano, fueron canjeados por compotas y se han convertido en una rémora del fracasado y persistente proyecto de derrocar a la Revolución Cubana.

Buenos aprendices de la CIA, los derrotados en Playa Girón también han hecho su premio de la victoria nunca lograda, cuyo más conspicuo receptor ha sido nada menos que el también derrotado Donald Trump.

Tomado de Cubadebate/ Foto de portada: 

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario