Mensajes de Gaza a La Habana

Compartir

Por Yaimi Ravelo / Resumen Latinoamericano Corresponsalía Cuba.

Días antes del último holocausto sufrido por Palestina el Dr. Fayez Abed al Shrafi fue al encuentro de un amigo de la familia. Ismail Mousa Salem recibió al Doctor graduado en Cuba como se recibe a un hijo. Este hombre a sus 83 años conoce bien de guerras, amor, solidaridad y amistad. Mousa Salem admira profundamente a Cuba, sus ojos han visto muchos hijos de Palestina partir hacia La Habana llenos de temores y dudas; pero también los ve regresar formados, buenos profesionales, listos para servirles a las familias de la tierra de la sagrada escritura.

Cuando el joven médico estudió en la Universidad de Ciencias Médicas en Santa Clara -en esa pequeña isla que ahora extraña y le debe tanto-, fue acogido por Bassel Ismail Salem, hijo del anciano que visita en ocasiones después de salir de los turnos de guardia de uno de los hospitales en la Franja de Gaza. 

Ismail Mousa Salem junto al Dr. Fayez en el patio de su casa en Palestina. Foto: Cortesía de Bassel.

En ese último encuentro antes que llovieran bombas, Ismail fue a su jardín junto al joven Fayez, le mostró lleno de orgullo los colores que el limonar le ofrecieron a su patio; se tomaron una foto y la enviaron por WhatsApp hasta el Caribe. Cuando Bassel vio esa imagen -a su padre anciano abrazado con ternura, rodeado de amor y de agradecimiento-, en ese justo instante recogía la más preciada de las cosechas: la Solidaridad.

Por esos días en que las familias Fayez y Salem tomaban un té y estrechaban sus lazos, el pueblo palestino -y ellos entre tantos- protestaban en las calles para exigir el respeto hacia la soberanía de la tierra Palestina, reclamaban el cese a la violación de los derechos humanos y el respeto a su sagrada Al Quds, Jerusalén. Todos los días se multiplicaban las agresiones y las víctimas, un muerto, un niño detenido, un adolescente herido, mujeres llorando, una familia destruida.

Sin embargo en Occidente, no era noticia el bloqueo inhumano a Gaza en medio de una pandemia, las muertes diarias en Cisjordania, las detenciones arbitrarias y las humillaciones formaban parte de la cotidianidad noticiosa. Para los palestinos el horror que sufre hoy su pueblo era una bomba de tiempo, se veía venir y así lo advirtió la Resistencia Palestina. Como se ve venir cuando una fiera se prepara para atacar la presa y no puedes definir el momento exacto. Pero ahí están las intenciones, lo percibes en su mirada felina, en sus colmillos afuera y el impulso para saltar.

Este 2021 se cumplen 73 años del inicio de la política israelí de ocupación genocida a Palestina. Aún así el pueblo resiste, Palestina es de los palestinos. Desde la Franja de Gaza, Fayez Abed al Shrafi, médico palestino graduado en Santa Clara, Cuba, narra el acontecer de su país ocupado por el sionismo israelí.

Mensajes hacia La Habana

La capital cubana tiene una situación epidemiológica complicada. Cuba vive un momento complejo. Las heridas del Bloqueo impuesto por los Estados Unidos son cada vez más profundas. Los imperios no descansan cuando tienen obsesión por adueñarse de un país. 

Pero Bassel Salem lleva 34 años en La Habana y sabe lo que es Bloqueo, periodo especial y resistencia; por ambas patrias. Como buen palestino-cubano trabaja sin descanso, es miembro del Frente Popular para la Liberación de Palestina -FPLP-, corresponsal de la Revista Palestina Alhadaf y del portal web hadafnews, traductor al árabe de Resumen Latinoamericano, además de uno de los fundadores del Comité Internacional Paz, Justicia y Dignidad a los Pueblos, activista indispensable de la solidaridad con Cuba.

Llegó la noticia que un ser humano lejos de su tierra jamás desea leer; invasión, bombas, ocupación, muertes, destrucción, genocidio; son las palabras que lee ahora Bassel en los titulares de los medios más populares, esos mismos donde Palestina ya no era país.

Desesperados allá y muy preocupados aquí, las familias intentan mantenerse comunicadas a través de Bassel y el Dr. Fayez:

Lunes 11 de mayo:

-Dr. Fayez: Es casi imposible grabar y comunicarnos desde el hospital, de tanto trabajo para salvar vidas. Pero, después de salir del hospital, si puedo desde mi casa. La situación es grave y se prepara para la peor larga guerra, pero hay voluntad de combate y resistencia muy alta en defensa de los derechos nacionales de nuestro pueblo y sus lugares sagrados.

-Bassel Salem: Estamos viviendo una nueva guerra sionista genocida contra el pueblo palestino. Terminé de hablar con mi padre, ellos desde Palestina dicen: Palestina es unida, es una sola en Jerusalén, Gaza, Cisjordania y en los territorios palestinos ocupados desde 1948, frente a la guerra y agresión israelí.

Bassel confiesa que apenas descansa, su corazón esta en Palestina. Todos los días despierta bien temprano para intentar hablar con su padre, son 7 horas de diferencia. En las actuales tardes palestinas su gente puede estar corriendo para protegerse de las bombas en refugios caseros, o buscando sobrevivientes entre los escombros, o tal vez en la búsqueda de provisiones para una guerra que pudiera ser larga.

El temor de perder a su padre crece en el alma de Bassel. El 14 de mayo cuando el presidente cubano Díaz-Canel manifestó su solidaridad hacia el pueblo palestino y el canciller Bruno Rodríguez denunció los crímenes del Estado sionista de Israel, Bassel recibió el mas alentador de los mensajes, el de su padre:

Viernes 14 de mayo:

-Isaim Mousa Salem:

«Un saludo inmenso y gran agradecimiento a Cuba, al presidente, al gobierno y al pueblo por su coraje y sinceridad al apoyar a nuestro pueblo palestino y sus justas causas, y por su enérgica y audaz condena de los crímenes del enemigo sionista, así como como en condenar a los Estados Unidos de América por su apoyo y protección al estado canalla (Israel).
Nuestro pueblo palestino valora mucho las posturas del amistoso pueblo cubano, así como las causas justas de los pueblos que luchan por la liberación y la independencia.

Viva el heroico pueblo cubano!

Domingo 16 de mayo (18:51 hora de Cuba):

-Dr.Fayez: En este minuto.

El Dr.Fayez le muestra a Bassel imágenes en tiempo real de Gaza en llamas.

Para Bassel es duro recibir imágenes como ésta, asegura que cuando habló con su baba -padre en árabe- su voz era calmada y firme; ni en un segundo de la conversación sintió temor en la voz de Ismail Mousa Salem, están decididos a resistir, a cuidarse unos a otros y no dejar morir a Palestina. 

Pero Salem hijo medita en esa foto con el rostro feliz de su padre, en los colores del jardín, en la ternura del joven médico que salió de Cuba para salvar ahora tantas vidas en los hospitales de Gaza. Bassel reza por ellos y tiene fe en que puedan vencer, trabaja sin descanso para traducir al español noticias que vienen del medio Oriente, hay además una guerra mediática que enfrentar, son unos cuantos campos de batalla.

En la Habana la familia Salem lucha contra la pandemia, la hija menor de Bassel fue positiva a la Covid-19, su alma esta en dos frentes de guerra. Para un palestino en Cuba, son tiempos de cuidar la salud, agradecer a los amigos, amar, exigir justicia, resistir, luchar y vencer. Desde Gaza llegan a La Habana mensajes de gratitud y amor. Palabras que trascienden bloqueos y bombas.

Foto de portada: Sitio Web / ONU Oficial.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: