Estados Unidos: Unos 150 muertos por armas de fuego durante celebraciones por el 4 de julio

Compartir

Al menos 150 personas murieron en hechos de violencia con armas de fuego en más de 400 tiroteos en Estados Unidos durante las celebraciones por el 4 julio, el Día de la Independencia, el pasado fin de semana, según datos de la Gun Violence Archive, una web que registra y da seguimiento a acciones de ese tipo en cada ciudad del país.

Según datos de Gun Violence Archive, estos sucesos se enmarcan en un clima de aumento de la violencia a la que se enfrentan en los últimos meses algunas de las principales ciudades estadounidenses.

El medio advierte que esa estadística, que incluye incidentes con disparos y víctimas de violencia armada a nivel nacional durante un período de 72 horas, desde el viernes al domingo, aún debe ser actualizado, por lo que el número de afectados podría ser mayor.

En Nueva York, donde la violencia armada ha aumentado en los últimos meses a niveles que no se han visto en años, hubo 26 víctimas mortales en 21 tiroteos entre el viernes y el domingo.

Ello supone, sin embargo, una disminución con respecto al mismo período del año pasado, cuando 30 personas recibieron disparos en 25 tiroteos, según la Policía de Nueva York.

Solo el 4 de julio, la ciudad experimentó 12 incidentes con disparos que involucraron a 13 víctimas, un aumento con respecto al año pasado, cuando hubo ocho tiroteos y ocho víctimas, según las fuentes.

En lo que va del año, los incidentes de violencia con armas de fuego en Nueva York se han disparado casi 40% si se comparan con el mismo período en 2020, con 767 tiroteos y 885 víctimas.

En Chicago, otra de las mayores ciudades del país, 83 personas fueron tiroteadas, de las que 14 murieron, en este periodo festivo.

A diferencia de otras ciudades que experimentan un aumento en los delitos violentos, la tasa de homicidios en Chicago hasta junio es 2% más baja que en el mismo período de 2020. Sin embargo, la cantidad de víctimas globales sigue siendo 14% más alta.

La razón para la caída fue un junio menos violento, en el que Chicago registró un descenso del 20% en los homicidios en comparación con el año pasado (78 en lugar de 98), una caída del 13% en los tiroteos (363 en comparación con 416) y una disminución del 8% en las víctimas de disparos (499 frente a 540).

También hubo varios tiroteos masivos durante el fin de semana festivo, incidentes definidos como los que dejan cuatro o más personas muertas o heridas por disparos, excluyendo al agresor.

Entre ellos, ocho personas resultaron heridas la madrugada del domingo en un tiroteo registrado cerca de un lavado de automóviles en Fort Worth (Texas), tras una discusión entre un grupo de hombres, según un comunicado de prensa de la policía de esa localidad.

En Norfolk (Virginia), cuatro niños resultaron heridos de disparos el viernes por la tarde, incluida una niña de 6 años que inicialmente se informó que sufría lesiones potencialmente mortales, aunque en la actualidad se encuentra en situación estable, según la policía de esa ciudad.

Las víctimas también incluyeron a un niño de 14 años, una niña de 16 años y un niño de la misma edad. Se espera que todos se recuperen por completo. La policía de Norfolk dijo que los detectives detuvieron a un niño de 15 años acusado de estar relacionado con el tiroteo, según la cadena.

Además, un joven de 17 años murió y otras once personas resultaron heridas en un tiroteo en una fiesta en la calle a la que asistieron varios cientos de personas en Toledo (Ohio), el domingo por la noche, según la policía de Toledo.

Tomado de Resumen Latinoamericano Argentina / Foto de portada: Reuters.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: