Caso Alex Saab: Violación flagrante del derecho internacional

Compartir

Por Edgardo Toro.

El venezolano Alex Saab que se encontraba detenido ilegalmente en Cabo Verde desde el 12 de junio de 2020, fue trasladado arbitrariamente el pasado sábado 16 de octubre de 2021 a los Estados Unidos de América (EUA), sin previa notificación a los abogados defensores.

El Gobierno de EUA, en complicidad con el gobierno colombiano, habían solicitado la captura del ciudadano Saab al ser considerado por estos países el principal sospechoso de controlar una “extensa red al servicio de Nicolás Maduro y su Administración a través del programa CLAP para distribuir alimentos entre la población venezolana más vulnerable”.

Alex Saab ciertamente ha sido un hombre que ha colaborado positivamente con el Gobierno y pueblo venezolanos. Una vez impuestas de manera ilegal y arbitraria todas las medidas coercitivas unilaterales contra el pueblo venezolano, Saab en apego irrestricto al derecho internacional y a la libertad de comercio consagradas en diferentes instrumentos internacionales, rompió barreras del bloqueo y mediante sus buenos oficios llevó a Venezuela medicinas, alimentos, gasolina, entre otros insumos.

Ha sido un Enviado Especial del Gobierno venezolano para poder negociar con éxito este tipo de insumos básicos necesarios para el pueblo venezolano, particularmente en medio de la pandemia del COVID-19.

Así mismo, el Gobierno venezolano le otorgó el estatus diplomático al venezolano Saab para que le amparara todas las prerrogativas del derecho internacional público.

Una vez que el ciudadano Saab fue detenido, comienza la vulneración de sus derechos humanos y del derecho internacional público, principalmente lo consagrado en la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas de 1961 que establece lo siguiente:

“Artículo 29. La persona del agente diplomático es inviolable. No puede ser objeto de ninguna forma de detención o arresto. El Estado receptor le tratará con el debido respeto y adoptará todas las medidas adecuadas para impedir cualquier atentado contra su persona, su libertad o su dignidad.”

“Artículo 31. 1. El agente diplomático gozará de inmunidad de la jurisdicción penal del Estado receptor. (…).”

Como se observa, el artículo 29 estipula la inviolabilidad de la persona del agente diplomático y el artículo 31 establece su inmunidad de jurisdicción civil consagrando de manera expresa prerrogativas e inmunidades diplomáticas.

Evidentemente el Estado venezolano conjuntamente con la defensa privada del ciudadano Saab, una vez que tuvo conocimiento de la detención arbitraria en Cabo Verde el 12 de junio de 2020, han interpuesto ante diferentes foros internacionales la denuncia de tal acto, llegando a pronunciarse el Comité de Derechos Humanos de la ONU, quien el pasado mes de junio de 2021 pidió a Cabo Verde abstenerse de extraditar al empresario venezolano Alex Saab a Estados Unidos mientras el caso está bajo consideración.

Adicionalmente el Comité solicitó que se tomen “todas las medidas necesarias para garantizar el acceso a cuidados médicos apropiados”, preferiblemente “por médicos independientes y especializados de su elección”.

Evidentemente este tipo de acciones vulneran el derecho internacional público y el derecho internacional de los derechos humanos. Todas las normas de ius cogens han sido violadas tanto por el Gobierno de Cabo de Verde como por el Gobierno de los EUA.

No se le garantizó un debido proceso y derecho a la defensa justo al ciudadano Saab. Se ha vulnerado la presunción de inocencia como derecho humano fundamental durante el proceso, debe considerársele inocente hasta que se demuestre lo contrario. Es decir, un sinfín de derechos socavados por la arrogancia imperial del Gobierno de los EUA quien nuevamente con estos hechos atenta contra la estabilidad política y democrática de Venezuela.

Adicionalmente es importante que el pueblo venezolano esté al corriente de que ninguno de los delitos imputados arbitrariamente por las autoridades estadounidenses al ciudadano Saab han sido comprobados.

Acciones a emprender

Corresponde al Estado venezolano elevar la denuncia del caso Alex Saab ante todas las instancias internacionales en materia de promoción y protección de derechos, a saber: la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos; el Grupo de Trabajo sobre la Detención Arbitraria del Consejo de Derechos Humanos y el Comité de Derechos Humanos de la ONU.

Igualmente, anunció el Presidente de la República Bolivariana de Venezuela que acudirá a todas las instancias multilaterales que sean necesarias para denunciar esta aberración del derecho internacional, con la finalidad de exigir justicia ante el caso Alex Saad y que se garantice su integridad física mientras permanezca detenido arbitrariamente en cáceles norteamericanas.

Recordemos lo que ocurrió con los cinco héroes cubanos que fueron detenidos arbitrariamente por las autoridades de los EUA y que permanecieron aislados de sus familiares y sin el derecho a la defensa por muchos años.

Lamentable situación a la que nos exponemos los países que luchamos por mantener incólume nuestra soberanía  e independencia lejos de toda dominación hegemónica imperial.

El caso Alex Saab tiene que verdaderamente llevar a la reflexión a toda la comunidad internacional. Los EUA no pueden continuar violando el derecho internacional a su real, saber y entender sin que exista un mecanismo de contrapeso coercitivo que le obligue a cumplir con los pactos, convenios y acuerdos internacionales.

El llamado es a condenar de manera rotunda esta infame situación por la que atraviesa el ciudadano Saab.

El alto mando político de la Revolución Bolivariana decidió suspender las rondas de negociaciones que se vienen celebrando en la ciudad de México con sectores radicales de la oposición venezolana, como medida justa por lo ocurrido.

Resulta de suma importancia que el sector opositor que se encuentra participando en la mesa de negociación y acuerdo en México se pronuncie sobre lo ocurrido al ciudadano Saab, quien formaba parte de la Delegación del Gobierno venezolano en la mesa.

Definitivamente, los hechos acaecidos desde junio 2020 hasta el pasado sábado 18 de octubre de 2021 constituyen una flagrante violación del derecho internacional público y del derecho internacional de los derechos humanos.

Abogamos por la integridad física del ciudadano Saab. Conocemos con amplitud las criminales prácticas de torturas y tratos crueles, inhumanos y degradantes promovidos por la “justicia” norteamericana, practicados en la mayoría de sus cárceles, particularmente las cárceles secretas como la de Guantánamo, donde hasta la fecha practican juicios arbitrarios ya que no cuentan con garantías del debido proceso y del legítimo derecho a la defensa.

Tomado de PSUV / Foto de portada: PSUV.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Dejanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: